1 de julio de 2013 / 04:55 p.m.

Oaxaca• La Fiscalía Especial de Delitos Electorales (Fepade), confirmó que no recibió ninguna denuncia presentada por los diferentes partidos políticos, luego de la destrucción y retiro de su respectiva propaganda electoral.

El retiro lo cometieron los profesores de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y las organizaciones ligadas con la nueva Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), denominada Frente de Lucha Social (Fulus).

La titular del organismo, Claudia Romo, precisó que ningún representante de los partidos políticos acudió a las agencias del ministerio público a ratificar o presentar su denuncia por los daños y destrucciones cometidas.

Dijo que tampoco se integró averiguación previa alguna por ministerio de ley, argumentando que es responsabilidad única y exclusiva de los candidatos afectados valer su reclamo para que se pueda actuar en consecuencia contra los responsables.

Lo anterior, luego de que el fin de semana los maestros y activistas sociales desplegaron diferentes brigadas móviles para realizar una limpieza electoral de las calles, retirando y desmontando la mayor parte de espectaculares de los diferentes candidatos a diputados locales y concejales, tanto en la capital oaxaqueña, como en 37 municipios más.

Esto, en el inicio de su estrategia para boicotear las elecciones de diputados y presidentes municipales de Oaxaca.

Los maestros trasladaron la mayor parte de los espectaculares retirados a la zona del Zócalo, donde les prendieron fuego a las lonas con la imagen de los aspirantes a legisladores y alcaldes.

Antes, la titular de la Fepade, Claudia Romo, afirmó que el organismo ya prepara el operativo que se tendrá que activar de cara a la jornada electoral del próximo domingo 7 de julio, además de que instalarán las casillas electorales en las que los ciudadanos saldrán a sufragar, donde se tendrán habilitadas un total de 200 fiscales.

Dijo que hasta el momento se han integrado un total de 15 averiguaciones previas por diferentes delitos de tipo electoral, principalmente por la coacción del voto, y se han abierto 9 actas circunstanciadas, una relacionada por la difusión de una intervención telefónica donde se exhibe a la regidora de Turismo y patrimonio Histórico del ayuntamiento de la Ciudad de Oaxaca, Alejandra García Morlan, ofreciendo dinero a una líder de colonias para comprar el voto a favor del candidato a presidente municipal de la coalición PAN-PRD y PT Paco Reyes.

OSCAR RODRÍGUEZ/CORRESPONSAL