2 de junio de 2013 / 01:36 p.m.

Elementos de la FGE encontraron a dos menores deambulando por las calles y al ser cuestionados sobre lo ocurrido, pusieron al descubierto los abusos a los que eran sometidos en el lugar.

 

Chihuahua • Dos menores que deambulaban semidesnudos por las calles de la ciudad de Chihuahua, pusieron al descubierto la presunta violación de que eran objeto los adolescentes que se encontraban internados en un centro de rehabilitación de esta capital.

Al iniciarse las investigaciones sobre los presuntos hechos, elementos de la Fiscalía General del Estado (FGE) aseguraron a dos encargados del centro de rehabilitación del "Instituto de Formación y de Atención a las Adicciones" (IFAA), ubicado en las calles Segunda y Morelos.

"Se detuvo a dos hombres por violación con penalidad agravada y abuso sexual con penalidad agravada en contra de menores de edad del centro de rehabilitación ubicado en el centro de la ciudad", puntualizó la dependencia estatal.

La detención de ambos sujetos se logró en el marco de la vigilancia que se montó en torno a las instalaciones del IFAA, luego de que la madrugada del pasado 24 de mayo, fueran asegurados los menores cuando deambulaban en ropa interior por ese sector.

"Los menores informaron que los maltrataban y habían querido abusar sexualmente de ellos. El pasado viernes, se trató de entrevistar a un hombre que se dijo abogado y amenazó con cesar a los agentes, por lo que fue detenido por insultos a la autoridad".

"El detenido, se identifico como Gerardo Silva Sandoval, de 41 años, mismo que de acuerdo a las investigaciones está implicado en los delitos cometidos en perjuicio de los menores de edad del IFAA", resaltó la dependencia.

Posteriormente, el detenido proporcionó datos sobre la localización de otro implicado, identificado como Mario Alberto Martínez Dearo, quien fue localizado a bordo de una camioneta Caravan en la calle Arturo Gámiz 6600.

Tras lo anterior, familiares de algunos de los internos, presentaron una denuncia por presuntos abusos sexuales y agresiones físicas en contra de los encargados del centro de rehabilitación, donde presuntamente eran ultrajados.

Una vez que se inicio la integración de la carpeta de investigación, el personal de la fiscalía, constató que los 23 adolecentes internados en ese lugar, contaban con evidencias de maltrato, abuso sexual y violación.

Por esta razón, la procuradora de Asistencia Jurídica y Social del DIF, Silvia Manuela Vázquez Lazcano, informó que los 23 menores de 11, 12 y 17 años de edad, se encuentran bajo la tutela de su dependencia, recibiendo ayuda médica, psicológica y alimentaria.

Mientras se investiga la presunta violación masiva de los menores internados en ese lugar, personas desconocidas, arrojó bombas molotov contra dos centros de rehabilitación del IFAA, los cuales solo registraron daños materiales en sus fachadas.

JUAN JOSÉ GARCÍA