9 de abril de 2013 / 11:47 a.m.

Pesquería .- • Habitantes de la colonia Lomas de San Martín, en el municipio de Pesquería, se quejaron de la falta de vigilancia policiaca, lo que ha generado un alto índice de robos y otros delitos.

Los asaltos en la vía pública y el saqueo de viviendas, habitadas o no, han sido sólo algunos de los ilícitos que los vecinos han tenido que soportar.

La colonia, de clase popular, se localiza por la carretera Huinalá-Dulces Nombres, a un kilómetro al poniente de la autopista al aeropuerto.

Lo aislado de la zona, al ubicarse casi en los límites territoriales con Apodaca, ha dado lugar a que los ciudadanos estén prácticamente en el olvido.

Desde hace como un mes no funciona el alumbrado público, por lo que las personas prefieren permanecer en sus hogares a puerta cerrada.

“"No hay luz en las calles, mucha inseguridad, y muy poca vigilancia"”, expresó una vecina.

Han sido testigos de las acciones de delincuentes y pandilleros, que ante la falta de seguridad policiaca han hecho de las suyas saqueando viviendas habitadas.

“"Hay pleitos y (los pandilleros) se suben a las placas y allí se quedan un buen rato. Hacen mucho desorden los jóvenes, sí"”.

También suelen sustraer el cableado eléctrico, puertas, ventanas y muebles sanitarios de fincas que se encuentran solas.

“"Hay muchas casa solas. Pues roban el cableado, roban las puertas, ventanas, y les sirven para esconderse, sí, la verdad"”, relató el ama de casa.

Por tal motivo los vecinos piden que los patrullajes de la policía local sean más frecuentes, pues rara vez se ve una patrulla, aunque en ocasiones es necesario que el municipio de Apodaca brinde el apoyo de vigilancia en Lomas de San Martín.

“"Más vigilancia, que haya patrullajes. Los policías vienen muy poco. No hay vigilancia. A veces hay pleitos y llaman a la policía y nunca llega"”, advirtió.

El Municipio de Pesquería cuenta con su propia Dirección de Policía, además de que existe un destacamento de la Policía Estatal de Caminos.

Los quejosos señalan que pese a ello ha habido incluso ilícitos de índole sexual, al menos así lo señalan los comentarios de los propios habitantes.

“"Se meten a robar y les hacen cosas (a las mujeres), pero es lo que se ha comentado, nada más eso"”.

La demanda de seguridad y vigilancia persiste entre quienes habitan en Lomas de San Martín, pues no desean que la situación llegue a ser incontrolable.

CON INFORMACIÓN DE AGUSTÍN MARTÍNEZ