12 de julio de 2013 / 12:17 a.m.

Ciudad de México • Agentes de la Procuraduría capitalina desarticularon una banda delictiva, de la que formaban parte dos ex policías municipales y un ex policía federal, que bajo amenazas extorsionaban a clientes, propietarios de bodegas y transportistas en la Central de Abastos.

En conferencia de prensa, el titular de la PGJDF, Rodolfo Ríos Garza, detalló que a cambio de una fuerte cantidad de dinero los inculpados entregaban una calcomanía que las víctimas debían pegar en el parabrisas de los vehículos.

Además los delincuentes entregaban a los afectados una tarjeta de identificación con números telefónicos a los que podían llamar para garantizar su seguridad.

Señaló que los detenidos son los ex policías preventivos del Estado de México Héctor Javier Domínguez Castro y Jesús Caballero Osorio, el ex policía federal Joel Ferrer Cruz, además de César Valentín García Aguilera y Luis Artemio Pérez Herrera.

El titular de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal detalló que estos sujetos fueron capturados por en el estacionamiento de la Central de Abastos en un vehículo Chevrolet, tipo Cavalier, en el que se encontraron cinco armas de fuego.

Refirió que estos sujetos indicaron pertenecer a una célula de una organización criminal y que tenían la encomienda de controlar la Central de Abastos, exigiendo dinero a cambio de no atentar contra la integridad de clientes, transportistas y propietarios de bodegas.

Subrayó que los ahora aprehendidos para intentar evadir la acción de la justicia ofrecieron cierta cantidad de dinero a los agentes de la Policía de Investigación.

Los presuntos responsables quedaron a disposición de la Fiscalía Central de Investigación, donde se integra la averiguación previa correspondiente, por los delitos de extorsión agravada, cohecho y portación de arma de fuego.

NOTIMEX