18 de septiembre de 2013 / 05:29 p.m.

Los turistas que quedaron varados en la zona alta de Santiago a causa del paso de la tormenta “Ingrid”, descendieron el día de hoy tras un fin de semana de permanecer incomunicados.

Elementos de Fuerza Civil y el Ejército, formaron caminos y ayudaron a los turistas a regresar a sus hogares.

Entre las acciones que tuvieron que tomar durante la tormenta, fue racionalizar la comida, cuidar la pila de los celulares y tomar agua de la misma lluvia.

Un habitante del municipio de San Nicolás explicó que subieron a las cabañas con el fin de pasar el grito de la Independencia.

“Todo se complicó, desde el viernes llegamos diez personas y nos agarró la lluvia y todo se complico, nos quedamos sin luz, ni comida… acumulamos agua de lluvia, racionalizamos la comida y cuando se bajo la lluvia fuimos a un pueblo, fue una experiencia inolvidable.”

La carretera hacia la cola de Caballo sigue destruida, por lo que el acceso está restringido.

Con información de Zynthia Vanegas