10 de abril de 2013 / 11:59 a.m.

Apodaca • Una pareja que se dedicaba a la venta de droga a domicilio, fueron detenidos por elementos de la Policía del municipio de Apodaca.

El matrimonio que utilizaba a un bebé para poder pasar desapercibidos, fue sorprendido por los uniformados cuando caminaba por el cruce de la calles Constitución y la carretera Mezquital-Santa Rosa.

Francisco Torres Rangel, de 38 años de edad, caminaba junto con su pareja de nombre María Cristina López Villanueva, de 36, y una menor de tres meses de edad y al momento que observaron a una patrulla efectuar su recorrido de rutina, ambos se pusieron nerviosos, situación que fue observada por los patrulleros.

Les marcaron el alto y al efectuarles una revisión localizaron 10 envoltorios fabricados con bolsas de plástico, escondidos en la pañalera que portaba la madre de la bebé.

Al ser cuestionados sobre la droga, confesaron que desde hace ya vario tiempo se dedican a la venta de mariguana, sobre todo en domicilios del municipio de San Nicolás de los Garza.

Francisco Torres Rangel estuvo preso en el Penal del Topo Chico por espacio de cuatro meses por el mismo delito y tal parece que regresará, pero con una pena mucho mayor junto con su pareja, quien también fue detenida.

Mientras tanto, la bebé quedó a disposición de las autoridades del DIF Capullos, en el municipio de Guadalupe, donde se encargarán del futuro de la menor.

Los dos detenidos junto con la droga asegurada fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público de la federación, en la delegación estatal de la Procuraduría General de la República, ubicada en el municipio de Escobedo, donde en las próximas horas determinaran la situación jurídica de cada uno de ellos.

REDACCIÓN