9 de junio de 2013 / 02:53 a.m.

 

 

Chihuahua • Agentes de la Fiscalía General del Estado aseguraron en Parral, Chihuahua, a un presunto corruptor de menores que utilizaba una vivienda como oficina de representaciones para contactar a sus víctimas que buscaban incursionar como modelos.

Por ello, Ricardo Guerrero Baca, fue imputado por el probable delito que atenta contra la correcta formación de personas menores de edad y personas que no tienen la capacidad de comprender el significado del hecho en perjuicio de 7 adolescentes.

El sujeto fue denunciado desde el pasado 22 de mayo ante la Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Genero, luego de que en una vivienda, ubicada en la calle Centenario Número 70, violentaba a las adolescentes.

Allí citaba a “jovencitas” a través de volantes ofreciéndoles trabajo y una vez en ese lugar, eran objeto de abuso sexual, con tocamientos en diversas partes del cuerpo y le hacía propuestas para desnudos a cambio de una retribución económica.

Al catear el domicilio particular del imputado, ubicado en la calle Eugenio Cintrón Número 6, se aseguró ropa de mujer, listado con nombres y direcciones, correos electrónicos, libros y materiales esotéricos, así como volantes donde ofrece trabajo de edecanes a personal femenino, señaló la fiscalía.

“Las víctimas son, hasta el momento, 7 mujeres cuyas edades van de los 14 a los 17 años, quienes declararon ante el ministerio público, forma en que fueron objeto de diversos abusos por parte del ahora imputado”, precisó la fiscalía.

Se resaltó que en uno de los domicilios que utilizaba como gimnasio, el presunto corruptor de menores se presentó como publicista y les dijo que podrían convertirse en modelos. En estas sesiones les adelantó la participación de otras personas.

“Les voy a platicar que si algún día llegan unas personas a ofrecerles hacer arte con su cuerpo, no se vayan a asustar, van a pintar su cuerpo y las van a (…) pero es solo para hacer arte”, dio a conocer la dependencia estatal mediante un comunicado.

En la indagatoria se estableció que el sujeto que se ostentaba como propietario de la empresa de edecanes, ofrecía a las jóvenes que contactaba, un “paquete de tres niveles”, donde ganarían dinero por posar desnudas, simular escenas sexuales, y tener contacto íntimo con hombres.

Tras lo anterior, Guerrero Baca, será presentado el próximo martes a la audiencia de vinculación a proceso, por los delitos antes descritos, y que están previstos en el artículo 184 del código penal del estado, señaló la Fiscalía General del Estado.

Juan José García