5 de abril de 2013 / 11:52 p.m.

Monterrey • El problema de la sequía es real, pero también existen fallas en el aprovechamiento del agua que se tiene para riego, por lo que urge un diagnostico exhaustivo que permita conocer las realidades de la problemática y crear un programa emergente de apoyo a los sectores productivos del país.

Así lo expresó el diputado federal Marco Antonio González, ante el director general de Conagua, David Korenfreld Federmann, durante una reunión que éste tuvo con la Comisión de Agua Potable y Saneamiento de la Cámara de Diputados, de la cual es secretario el legislador.

Son temas complicados, que requieren de atención por parte de todos los sectores involucrados, pero también de especialistas que ayuden a optimizar los recursos que se tienen, y a conseguir nuevos.

El legislador González dijo que se requiere atención y prioridad en la construcción y mantenimiento de la infraestructura que dote a México de grandes proyectos hidráulicos, y que a la vez desarrolle uso eficientes de la agua.

"Una de las propuestas que hicimos es tratar la sequía como un tema preventivo, pues generalmente la atacamos cuando llega", planteó el diputado federal, emanado del PRI.Este es uno de los puntos del Programa Emergente que presentó para apoyar a todos los afectados por la falta de lluvias.

Durante la reunión con Korenfeld Federmann, el secretario de la Comisión hizo uso de la palabra a nombre de sus compañeros diputados, para exponer su preocupación, y exigir soluciones rápidas.

Consideró prioritario atender la construcción y mantenimiento de los grandes proyecto hidráulicos que demanda el país.

"Lo fundamental es que la Conagua inicie como punto de partida el reconocimiento que el agua ya no es suficiente para abastecer las necesidades de los mexicanos".

Esto requiere un uso eficiente del agua en el sector hidro-agrícola, promover una inversión más eficiente en materia de saneamiento que permita elevar la eficiencia, atención a la sequía recurrente del país y un análisis profundo de los diferentes usos del agua en México.

"En nuestro país se vuelve necesario fomentar una cultura del agua, una cultura que nos permita su conservación y su uso adecuado, racional y sobre todo para compensar la serie de cambios que ha sufrido el planeta en los últimos años, que ha propiciado la presencia de agua en exceso en la parte sur del país, o bien su carencia parcial o total en la mayoría de las entidades del norte de México".

Esto puede implicar tener un diagnóstico exhaustivo del problema de la sequía, pero encaminado a la reestructuración total.

Prevenir, antes que empezar a sufrir por la falta del vital líquido.

FRANCISCO ZÚÑIGA ESQUIVEL