Reynaldo Ochoa
17 de agosto de 2013 / 02:25 a.m.

 

Monterrey.- • Luego de las acusaciones mutuas que se hicieron el jueves por el tema del reparto de los fondos estatales, los líderes de las bancadas locales del PAN y del PRI, suavizaron este viernes sus posturas.

Apenas unas horas antes, Edgar Romo, coordinador de los priistas, había acusado a Acción Nacional de iniciar una campaña contra el Gobierno del Estado, mientras su homólogo panista, Alfredo Rodríguez, acusaba “berrinches” y advertía una crisis política.

Sin embargo este viernes, ambos líderes de bancada cambiaron sus posturas y aseguraron, cada uno por su cuenta, que privilegiarán la coordinación entre las bancadas pese a diferencias.

“Invitamos a que este ambiente de acuerdo, de diálogo, persista en el Congreso, porque es lo que quieren los ciudadanos, los ciudadanos no quieren ni pleitos, ni desacuerdos”, aseguró Romo García.

“Asperezas y diferencias siempre vamos a tener porque tenemos ideologías y orígenes distintos, pero cualquier cosa que sea a favor de la ciudadanía, estamos puestos”, señaló por su parte Rodríguez Dávila.