19 de enero de 2013 / 04:13 a.m.

Aunque parezca reiterativo decirlo, Tomás Boy será "genio y figura hasta la sepultura".

A su llegada a Monterrey para con su equipo, el Atlas de Guadalajara, medirse a su ex equipo, los Tigres, habló en plena carrera rumbo al autobús que conduciría al plantel a su hotel de concentración.

El mismo quiso aclarar que nunca ha estado interesado en dirigir a Tigres, y que sólamente si regresa a ser manejado por la UANL estaría interesado en ser el DT felino. Reiteró que la afición felina es lo máximo."La afición es lo máximo de los Tigres", expresa sin detener su marcha.

-¿Y los Tigres, Tomás?

...Un equipazo

¿Te gustaría dirigirlos?

"Voy a repetir, yo solo estaría interesado -nunca he estado interesado- (en dirigir al equipo felino) hasta que el equipo vuelva a sus orígenes...

 

¿Cuáles son sus orígenes?

"La U de Nuevo León..."

 

¿Te gusta venir a dirigir contra Tigres?

"Me gusta mucho venir a Monterrey...Con permiso", expresó a lavez que eludía un cable de uno de los micrófonos de las cámaras que con toda habilidad lo siguieron para no perder detalle de sus palabras.

Así fue como jugador, así ha sido como entrenador y así será siempre el más grande ídolo de los Tigres... Genio y figura

Oscar Sánchez Lozano