6 de noviembre de 2013 / 07:41 p.m.

Constantin Medien, una compañía alemana de medios de comunicaciones y ex accionista de la F1, demandó a Ecclestone y otros acusados por hasta 144 millones de dólares, alegando que la F1 estaba devaluada cuando el banco BayernLB vendió su participación.

Ecclestone, cuyo poder sobre la F1 está amenazado por el caso, está acusado de incurrir en una "negociación corrupta" con Gerhard Gribkowsky, de BayernLB. Gribkowsky supuestamente recibió 44 millones de dólares tras asegurar que la participación del banco en la F1, el 47% de las acciones, fuese vendido en 2005 a un comprador elegido por Ecclestone, el grupo inversionista CVC Capital Partners.

En la segunda semana del juicio civil, Ecclestone por primera vez dio el miércoles evidencia en persona, y negó haber dado declaraciones contradictorias después que los pagos salieron a la luz pública en 2011.

"Le pagué (a Gribkowsky) porque dije que me estaban 'extorsionando''', dijo Ecclestone, antes de explicar por qué no acudió a la policía. "Estaba contento con pagarle para que se quedara callado... quería evitar que hiciera comentarios estúpidos".

Ecclestone alegó que nunca ocultó el pago, y dijo que dio a Gribkowsky 10 millones de libras (ahora 16 millones de dólares) porque el banquero alemán amenazó con denunciar a las autoridades británicas sus asuntos tributarios.

"Insinuó que podía y probablemente lo haría, no estoy seguro", señaló Ecclestone. "Tengo una tremenda investigación tributaria en este momento".

No se dieron más detalles sobre esa pesquisa.

La defensa de Ecclestone afirma que Gribkowsky recibió un pago por "consultoría". El banquero fue encarcelado el año pasado en Alemania, y sentenciado a ocho y medio años de prisión, por recibir el pago. Un tribunal alemán todavía no decide si Ecclestone, de 83 años, es enjuiciado por soborno.

Al ser contrainterrogado en Londres, Ecclestone dijo que le resulta más fácil pagarle a alguien cuando se siente amenazado, en vez de denunciar una extorsión a la policía.

Ecclestone indicó que así lo haría si intentan extorsionarlo por algún romance.

Ecclestone, quien primero habló tranquilo y luego expresión frustración por las preguntas, alegó que una de sus hijas pagó esta semana a alguien que "se inventó alguna basura".

Constantin Medien alega que perdió dinero por el acuerdo negociado por Gribkowsky.