26 de noviembre de 2013 / 05:54 p.m.

Monterrey.-En día de descanso, un elemento de la agencia estatal de investigaciones fue asesinado a balazos por tres asaltantes a quienes el policía intercepto afuera de una tienda de auto servicio en la colonia La Fe, en San Nicolás.

El crimen de quien fue identificado como Ismael Herrara Torres (conocido en la policía ministerial como El Mayelo) ocurrió exactamente a las 11:45 horas en el estacionamiento de una tienda de auto servicio (Súper sSiete) ubicado en el cruce de la avenida Miguel Alemán y Acapulco.

El policía estaba asignado al tercer grupo de robos de la Policía Ministerial del Estado y con nueve años seis meses de antiguedad en la corporación, viajaba en la unidad 300 de esa corporación, siendo una camioneta Ram con placas RH 18149.

Se estableció que el policía caído en cumplimiento con su deber, murió de un impacto de bala en el pecho y aunque fue atendido de inmediato por socorristas de la Cruz Roja de Monterrey, ya nada se pudo hacer por salvarle la vida.

De acuerdo a las pesquisas, el policía se desplazaba de sur a norte por la avenida Miguel Alemán, pero antes de llegar al entronque con Acapulco, observó un automóvil platina en color azul, cuyas placas habían sido boletinadas como robadas y sobre su participación en el asalto a una dulcería.

Presuntamente el detective ministerial reportó el movimiento a la planta de radio de esa corporación  y al C-5, por lo que al dar vuelta en la avenida Acapulco vio el auto estacionado en el lado norte del estacionamiento de la tienda de auto servicio.

Testigos y dos empleados de la tienda, señalaron a la policía que los sujetos adquirieron cerveza, cigarros y frituras, además uno de ellos adquirió tiempo aire para el teléfono celular.

Trascendió que el policía viajaba solo y colocó su camioneta detrás del automóvil para verificar las placas del mismo; pero su error fue bajar franco a realizar la investigación.

Presuntamente, cuando el oficial se acercaba al auto, los delincuentes  salían de la tienda y lo sorprendieron a corta distancia accionando una pistola escuadra; en el suelo quedaron por lo menos siete casquillos percutidos.

Tras ser herido, el policía regresó a su camioneta y alcanzó a pedir apoyo a través de la radio frecuencia, pero segundos después cayó abatido cerca de la puerta abierta del lado.

Ante los ojos d evarios testigos, principalmente empleados de una gasdolinería que se ubica en ese lugar y clientes de la tienda, los tres sujetos despojaron a una mujer de su camioneta de estaquitas en color gris tipo ranger y emprendieron la huida hacia el norte por la avenida Miguel Alemán.

Minutos después se registró una intensa movilización de efectivos ministeriales, municipales, federales y elementos del ejército nacional.

Los efectivos fuertemente armados y portando equipo táctico, recorrieron las principales avenidas e ingresaron por la avenida Rómulo garza hasta dar vuelta en la calle Conductores en la colonia Constituyentes de Querétaro tercer sector.

En ese lugar y del interior de un domicilio, los agentes ministeriales capturaron a dos sospechosos, los cuales fueron subidos a una de las unidades de policía; lo anterior a pesar de que el vocero del gobierno estatal, Jorge Domene Zambrano, negó la existencia de detenidos.

Asimismo, el operativo de elementos de los tres niveles de seguridad, recorrieron las calles de la colonia Industrias del Vidrio, donde dos domicilios fueron cateados por los efectivos.

Personal de Servicios Periciales de la Procuraduría de Justicia, recogió las evidencias ubicadas en el lugar de los hechos, además levantó huellas dactilares en el interior del automóvil platina y analiza los videos de circuito cerrado del interior de la tienda que captaron a los presuntos asesinos del agente de la policía ministerial, muerto en el día de su descanso.

Marcial Pasaron