Con información de Marcial Pasarón
19 de septiembre de 2013 / 05:59 p.m.

Santiago, NL.- Durante todo el día de hoy, personal del Ejército ha colaborado en la rehabilitación de las casas que sufrieron daños por el lodo que cayó a lo largo de la carretera a la Cola de Caballo, la cual continúa cerrada.

Irma Rocha, una de las afectadas, explicó que el agua y lodo destruyó la casa de sus hijo, además de dañar la parte trasera de su hogar.

“Toda la tierra llegó y nos dañó el baño, sobre todo la casa de mi hija, de mi hijo destrozó la mitad, es inhabitable, se perdieron los muebles” explicó.

Al mando de las labores de rehabilitación se encuentra el general de la cuarta zona militar, Noé Sandoval Alcazar, quién explicó que el terreno fue dividido en dos y que han estado ayudando a todas las viviendas afectadas de la zona.

El comandante de la cuarta región militar que ocupa entre otros estados, a San Luis Potosí, Coahuila, explicó en entrevista para Telediario que la fase de rehabilitación es la más importante.

“La gente necesita le ayudemos a recuperar sus espacios, a remover los escombros, a sacar sus muebles y a recuperar su forma de vivir.

“Cuando está la emergencia es para salvar vidas y ahorita es para recuperar lo que tienen””.

Señaló que son 30 las familias afectadas y que en total suman más de 180 personas afectadas en la zona de Santiago.