4 de abril de 2013 / 08:04 p.m.

 El segundo en la línea al trono alcanzó a dar un beso amistoso a una niña disfrazada de princesa, pero esta retrocedió con horror, escondiéndose a sí misma en el cuello de su madre.