26 de octubre de 2013 / 01:44 p.m.

Los Jaguares de Chiapas consiguieron el empate de un gol frente a los Rayados de Monterrey, en el partido disputado en el estadio Tecnológico y con ello se mantienen en la lucha por conseguir un boleto a la liguilla por el título del Torneo Apertura 2013.

"Aprendan al chileno" coreaba la barra de rayados, a la vez que Humberto Suazo festejaba su gol que acababa de conseguir en cobro de tiro libre.

El Chupete disparó de punterazo como un recurso para aprovechar una raquítica barrera de tres hombres y un portero mal colocado, para marcar al minuto 61 el gol con el que el Monterrey empataba 1-1 el marcador ante los Jaguares de Chiapas.

De esta forma, ni se ayudaron ellos mismos, ya que este juego era trascendental para la tabla porcentual del año entrante, ni a los Tigres, que esperaban un triunfo rayado para aumentar sus breves esperanzas de Liguilla.

El festejo de Suazo, quien llegó a 7 goles en el torneo y a su tercero en los últimos dos partidos, fue con su dedo pegado a los labios, pidiendo silencio a la afición rayada que al parecer ya desesperó con el mal paso del equipo regio.

Suazo, inteligentemente, vio mal colocado al muro defensivo y al arquero parado en medio del arco, por lo que tocó al palo derecho desguarnecido, con la potencia suficiente para vencer el regreso del arquero Óscar Jiménez y decretar el empate.

Ese gol calmó un poco los ánimos de los 24 mil 334 espectadores, segun cifras oficiales, que hicieron que el Tecnológico luciera a típicamente con poco más de media entrada.

Sin embargo la paciencia está llegando al límite, y el primer tiempo que ofrecieron comenzó a molestar a la ya de por sí decepcionada tribuna regia.

La molestia creció luego de que apenas al 10' el zaguero jaguar Félix Araujo se levantó en el área y en cobro de tiro de esquina impactó la pelota con la cabeza y la mandó al fondo del arco de Jonathan Orozco.

Al 36' Jiménez le hizo una extraordinaria atajada al rayado Guillermo Madrigal, quien se alzó en el área chiapaneca y remató de cabeza a segundo palo, hasta donde llegó el cancerbero con su mano izquierda.

Para el complemento la pesadez y los pases horizontales del futbol del Monterrey quedaron de lado y los muchachos del Profe Cruz se fueron en busca del gol del empate, y lo consiguieron.

Luego, al 81' Suazo coqueteó con el triunfo para la causa albiazul, luego de que encontró un buen servicio por derecha y conectó picado de cabeza, pero su impacto se estrelló en el poste.

Chiapas, con el empate, se mantuvo en el octavo puesto de la clasificación y llegó a 22 unidades, peleando aún su ingreso a la Liguilla. Monterrey con sus 14 puntos está desahuciado.

En los últimos minutos la barra de la Adicción comenzó a tener problemas con la policía que ingresó a su zona, donde se escenificaron algunos conatos de bronca.

Tras el silbatazo final, el abucheo que cayó desde las diferentes tribunas del Tec fue muy notorio.

Rayados cada vez está más lejos de la Liguilla, y del buen futbol que hasta hace algunos meses aún desplegaban.

Óscar Sánchez