25 de junio de 2013 / 02:13 a.m.

La exigencia, los gritos y los regaños están de regreso en la pretemporada de Tigres.

Tras dos horas de practica Ricardo Ferreti dejó en claro que una operación no cambiará su estilo de dirigir o de impedir que salga su explosividad esto luego de molestarse cuando los titulares perdieron la posesión del balón ya cerca del final del interescuadras, y después de varias indicaciones, lo que hizo estallar al estratega.

"Aseguren la puta pelota", gritó el técnico al tiempo que azotó la muleta de apoyo cimbrando el entrenamiento.

Posteriormente en otra jugada en la que su equipo buscaba el desdoble notó que el Gringo Torres dudó el Tuca le grito; "Donde está Damian (para que lo viera), pues abrete", finalizó.

El Tuca arribo antes de las 12:00 horas, tomó sus alimentos ya con el equipo felino y charló con sus auxiliares Hugo Hernández y Carlos Muñoz quienes junto con el preparador físico Guillermo Orta se han encargado de los trabajos en el Caribe Mexicano.

Ya en la tarde en el ejercicio de futbol utilizó lo mejor que tenía como titular; Palos, Dueñas, Juninho, Hugo Rodríguez, Gerardo Lugo, Gringo Torres, Damian, Danilo, Lobos y Villa con dos tiempos de 30 minutos.

Para la parte complementaria sacó a Palos, Villa, Lobos y Danilo para que ocuparan su lugar Aaron Fernández, Pulido, Viniegra y Pacheco.