10 de junio de 2013 / 02:31 a.m.

Ciudad de México • La alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes, entregó la ciudad "a Jesucristo" en un acto simbólico realizado en el kiosko Lucila Sabella y organizado por la Alianza de Pastores.

"Yo Margarita Alicia Arellanes Cervantes entrego la ciudad de Monterrey, Nuevo León, a nuestro señor Jesucristo para que su reino de paz y bendición sea establecido. Abro las puertas de este municipio como la máxima autoridad", dice la presidenta municipal.

En un video que circula en YouTube, el cual fue publicado el sábado, Margarita Arellanes indica que “"en el nombre de Dios todo poderoso que nació nuestra ciudad, y en el nombre de Dios hemos de conservarla, defenderla y amarla, para el bien, prosperidad y desarrollo de todas las familias regiomontanas"”.

La alcaldesa dijo que los cambios positivos que se han vivido en Monterrey se deben a que le han abierto las puertas a Dios.

“"Y yo, Margarita Alicia Arellanes, entrego la ciudad de Monterrey, Nuevo León, a nuestro señor Jesucristo para que su reino de paz y bendición sea establecido. Abro las puertas de este municipio a Dios como la máxima autoridad, reconozco que sin su presencia y ayuda no podemos tener éxito real"”, dijo la alcaldesa

Al final del video, unos niños reciben de manos de la alcaldesa una placa conmemorativa de "la entrega de la ciudad a Jesús", mientras los presentes gritan "Cristo vive, Cristo vive".

REDACCIÓN.