8 de junio de 2013 / 02:38 p.m.

El máximo ídolo del futbol argentino, Diego Armando Maradona, quedó envuelto en un nuevo escándalo mediático por pleitos entre sus mujeres y sus hijas, más denuncias judiciales por el abandono de su bebé recién nacido.

La vida personal de Maradona retomó así, una vez más, el tono conflictivo que la ha caracterizado desde que en 2003 se divorció de Claudia Villafañe, su novia de la adolescencia y la única con la que se ha casado hasta ahora.

El ex técnico de la Selección argentina copó las revistas y programas de espectáculos esta semana, luego de que su ex novia Verónica Ojeda contara en televisión la manera en la que él la abandonó cuando supo que estaba embarazada.

En una maratón mediática, Ojeda dio detalles de la relación de ocho años que mantuvo con el ídolo hasta que rompieron a mediados de 2012, después de que ella quedara embarazada de Diego Fernando Maradona, el bebé nacido en febrero pasado.

La mujer confesó, además, que ella esperaba mellizos, pero uno de los bebés no alcanzó a formarse, lo que le provocó un dolor que se sumó a la presión por los celos de las hijas de Maradona, que siempre se negaron a que su padre reconociera a otros hijos.

De los cuatro hijos que el astro del futbol tenía antes de Diego Armando, sólo asumía su amor por Dalma y Gianina, las hijas que tuvo con su ex esposa Claudia Villafañe, quien pese a la ruptura sigue representándolo comercialmente.

En el caso de Diego Maradona Sinagra, de 27 años, y Jana Maradona, de 16, ambos nacidos de relaciones extramatrimoniales, el ex técnico los reconoció legalmente obligado por la justicia, pero nunca se acercó ni convivió con ellos.

Ese parece ser el destino que le espera a su nuevo hijo, ya que Ojeda contó, llorando, que vivió sola el embarazo, el parto y los primeros meses del bebé, ya que Maradona, quien vive en Dubai, sólo vino a conocerlo el mes pasado y estuvo apenas un par de horas con él.

La mujer reconoció que, por lo menos, Maradona ya registró con su nombre al bebé, aunque de todas maneras iniciará acciones legales en su contra porque hace dos meses que no le pasa la cuota para su manutención.

Mientras tanto, Dalma y Giannina se burlaron de Ojeda en las redes sociales y advirtieron que no quieren conocer a su medio hermano ni tendrán relación alguna con él, así como no la tienen con los otros hijos extramatrimoniales.

Paradojas de la vida, Giannina denunció también esta semana que su ex marido, el delantero del Manchester City, Sergio Agüero, no se hace cargo de Benjamín, el hijo de ambos y único nieto de Maradona.

"¡Desde que yo me separé en octubre que Sergio no se hace cargo de absolutamente de Benjamín! ¡Yo no fui a llorar a la tele!, escribió la joven en la red social Twitter.

Notimex