JAVIER SEPÚLVEDA
11 de agosto de 2013 / 02:45 p.m.

No es fácil ser tratado como extranjero en el suelo donde se ha habitado durante siglos

 

La discriminación y el maltrato son dos de los grandes problemas que enfrentan todas las etnias originales del mundo, ya que deben soportar el despojo de los territorios que históricamente les corresponden. Las riquezas naturales son casi siempre la manzana de la discordia en todos los países.

Las tribus y razas de todos los confines del mundo son condenadas a la extinción por quienes se apoderan de sus espacios para explotar madera, minerales, petróleo o simplemente saquear sus riquezas de flora y fauna para venderlas. Una de las grandes tragedias de la humanidad que no hemos podido resolver.