25 de enero de 2015 / 07:00 p.m.

México.- Los ex alcaldes Arquímedes Oseguera, de Lázaro Cárdenas; Dalia Santana, de Huetamo, y Salma Karrum, de Pátzcuaro, fueron exonerados del delito contra la salud, pero continuarán presos en el penal de Mil Cumbres ya que enfrentan otros cargos.El juez del primer tribunal unitario del decimoprimer circuito resolvió que no hubo elementos para acreditar dicho ilícito en la modalidad de colaborar al fomento de la comisión o ejecución de delitos contra la salud.Sin embargo, los tres ex alcaldes permanecerán en prisión, ya que también son acusados por delincuencia organizada y extorsión. Incluso, Santana también enfrenta el cargo de homicidio, pues se le señala de haber mandado a asesinar a su compadre Antonio Granados, con quien tenía problemas personales.Como parte de la estrategia federal de combate a la delincuencia organizada en Michoacán, fueron detenidos ocho alcaldes, entre estos los tres que libraron ya un cargo, señalados por sus presuntos vínculos con Los caballeros templarios.Las detenciones de Oseguera, Santana y Karrum fue precedida por la difusión de videos y fotografías en las que se les ve con miembros de esa organización criminal, como el capo Servando Gómez Martínez, La Tuta.En abril de 2014 fue detenido Arquímedes Oseguera, de filiación perredista; cuatro meses después las autoridades michoacanas capturaron a Salma Karrum, días después de que fue difundido un video en el que aparece platicando con El Tony, jefe de plaza templario,  a quien le reprochó el asesinato de un familiar.También en agosto fue aprehendida Dalia Santana a quien se señaló, entre otros delitos, de extorsionar a empleados municipales para luego entregar el dinero a La Tuta.Los tres ex servidores públicos permanecerán internados en el penal  Mil Cumbres mientras se desarrollan los diferentes juicios en su contra en materia federal.FOTO: EspecialMILENIO DIGITAL/FRANCISCO GARCÍA DAVISH