16 de marzo de 2013 / 06:46 p.m.

La detonación se presentó alrededor de las 13:30 horas de ayer, justo cuando pobladores del municipio de Nativitas realizaban una procesión en honor al Santo Patrono Jesusito.

 

Tlaxcala.- Una explosión de pirotecnia que estaba dispuesta para la celebración patronal de la comunidad de Jesús Tepactepec, en el municipio de Nativitas, en Tlaxcala, dejó 14 personas muertas y 154 lesionadas, informó el Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC).

La explosión se presentó alrededor de las 13:30 horas de ayer, justo cuando pobladores del municipio realizaban una procesión en honor al Santo Patrono Jesusito.

El titular de Protección Civil del estado, Mateo Morales Báez, precisó que uno de los juegos pirotécnicos se desvió de su recorrido normal y cayó en la batea de una camioneta donde se trasladaba el resto de los dispositivos, provocando una reacción en cadena por la gran cantidad de pólvora que era trasladada.

En entrevista, aclaró: “"no tenemos todavía la cuantificación de los lesionados, son bastantes, pero hay nueve (hasta ese momento) personas fallecidas”".

Señaló que para atender la contingencia se necesitó de la participación de personal de Protección Civil estatal y municipal, de ambulancias de alcaldías cercanas, de elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del estado y de personal de la 23 Zona Militar, entre otros.

Más tarde el gobernador de Tlaxcala, Mariano González Zarur, confirmó el deceso de 14 personas a causa de la explosión en el municipio de Nativitas.

En conferencia de prensa, dijo que hay al menos 154 heridos que son atendidos en hospitales de la entidad, Puebla y del Distrito Federal.

Además, ordenó la activación de una comisión multidisciplinaria para apoyar a los lesionados de la explosión.

En un comunicado, la Coordinación General de Información y Relaciones Públicas del gobierno estatal señaló que diversas dependencias se están coordinando “"para acudir en auxilio inmediato de los afectados"”.

En la comisión participan autoridades estatales y municipales, “"a efecto de brindarles todo el respaldo institucional necesario para atender la contingencia”".

Al conocer la tragedia “"de inmediato se trasladó personal de la Secretaría de Salud (Sesa), de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) y del Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC)"” hacia el lugar del siniestro, refirió.

Mientras, la Secretaría de Salud de Tlaxcala informó que atiende a los lesionados de la explosión en los hospitales de Nativitas, Zacatelco y General de Tlaxcala. Asimismo, reveló que cuatro menores de edad fueron canalizados al Hospital del Niño Poblano.

A través de un comunicado, agregó que cinco lesionados también fueron transferidos al hospital Regional de Tzompantepec.

Además, aseguró que con ello el sector da respuesta a las urgencias con todo su personal médico quirúrgico y enfermeras especialistas, así como con la colaboración de médicos y enfermeras de guardia y pasantes.

La Secretaría de Salud se encuentra en el procesamiento de datos de las personas hospitalizadas para que en un segundo reporte se informe sobre su identidad.

Por su parte, las secretarías de Gobierno y de Salud de Puebla informaron que ante la situación que se presentó en el municipio de Nativitas, en Tlaxcala, se desplazaron servicios médicos y personal de Protección Civil del estado para apoyar en las labores de emergencia.

El Sistema de Urgencias Médicas Avanzadas de la Secretaría de Salud del estado apoyó en el auxilio médico y traslado terrestre, así como aéreo, de 14 heridos al Hospital General del Norte y a la Unidad Pediátrica de Quemados, habilitando además un Hospital de Campaña.

El secretario de Salud, Jorge Aguilar Chedraui, detalló que tres menores de edad fueron trasladados de un hospital de Puebla hacia el Centro Nacional de Quemados del Distrito Federal.

Tres días de luto

El mandatario tlaxcalteca declaró tres días de luto para la entidad, a su vez que confirmó la cancelación de su participación en la reunión de gobernadores de la región centro que se lleva a cabo en Guerrero.

Comentó que el presidente Enrique Peña Nieto le hizo llegar sus condolencias para el pueblo tlaxcalteca, así como la solidaridad para apoyar a las víctimas de la tragedia.

Otros mandatarios que expresaron su apoyo fueron el del Estado de México, Eruviel Ávila; de Puebla, Rafael Moreno Valle, y el de Hidalgo, José Francisco Olvera Ruiz.

Claves

El mejor testimonio

Gabriela Cabrera hacia tortillas al interior de su vivienda cuando escuchó el estruendo. Con la mirada atónita observó que una parte de su portón entró disparado hacia su patio.

De inmediato cerró las llaves de sus tanques de gas para evitar una tragedia mayor. Cuando salió a la calle vio que frente a su casa había decenas de personas desvanecidas.

Vio cómo algunas personas cayeron sobre los techos de los domicilios cercanos; otras volaron por las altura, dejando las manchas de sangre sobre los muros, como el mejor testimonio.

LUCÍA PÉREZ