DANIELA MENDOZA LUNA
7 de julio de 2013 / 01:18 p.m.

Monterrey • Más que en cualquier otro rubro, el retraso en la entrega de recursos a los municipios pega en un tema específico: la vialidad.

La crisis que atraviesan los Ayuntamientos por la falta de apoyos federales y estatales golpea directamente en 13 proyectos viales de distintos alcances, repartidos en todos los municipios de la zona metropolitana, que se encuentran “obstruidos” ante la tardanza en el reparto del Fondo Metropolitano y otras bolsas federales y estatales en los municipios metropolitanos.

En el caso de Monterrey, los 133 millones de pesos que exista exigiendo la alcaldesa Margarita Arellanes Cervantes son para la construcción de dos pasos a desnivel en la avenida Leones, en sus cruces con Pedro Infante y con Sevilla.

Del Fondo Metropolitano, a San Pedro sólo le tocarían 13 millones 800 mil pesos que serían aplicados en la ampliación de la avenida la avenida Alfonso Reyes, proyecto que ya recibió fondo de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, además de la reconstrucción de un puente por la zona de Chipinque.

Al municipio de Juárez, le ha recortado sistemáticamente la bolsa, pues empezó en 35 millones y terminó en 26, que pretenden invertirse en la ampliación de la avenida Pablo Livas y trabajos en la carretera Juárez-Apodaca.

El alcalde Víctor Pérez Díaz, de Santa Catarina, ha dicho que los 35 millones de pesos que le tocarían por este concepto son para concluir con la prolongación de la avenida la avenida Industriales, mientras que en San Nicolás de los Garza se buscan 57 millones para el complejo vial Sendero.

Aunque los ediles del Partido Revolucionario Institucional han señalado con insistencia que los recursos de éste y otros fondos no les son aún imprescindibles para su operación, también señalaron en su momento que serían invertidos para obra vial.

En el municipio que gobierna César Garza Villarreal, Guadalupe, se busca la construcción del segundo cuerpo del paso elevado de Eloy Cavazos y Paseo de las Américas.

Mientras, en Apodaca los 65 millones de pesos serían para completar el puente de Carlos Salinas e Isidoro Sepúlveda.

Los 47 millones de pesos pendientes en recibirse para el municipio de Escobedo, serían para completar su parte del Nodo Vial de la avenida Sendero en su cruce con la carretera a Laredo.

En Cadereyta y García la prioridad es agilizar las vialidades de entrada y salida a los municipios, por lo que los 10 millones de pesos que recibiría el municipio que gobierna Emeterio Arizpe Téllez son para la ampliación de Eloy Cavazos y un pluvial en la Colonia Candelario Ríos.

En el caso de García, quien recibiría una cantidad similar es para las mejoras en la ampliación del bulevar Heberto Castillo y de la carretera Industrial.

Al momento ninguno de estos municipios ha arrancado con las obras señaladas, la expectativa en cuanto a la fecha de recepción de los recursos ha dejado con las manos atadas incluso para lanzar licitaciones.