22 de abril de 2013 / 12:33 a.m.

Luego de perder el título del Masters 1000 de Montecarlo, el tenista español Rafael Nadal optó por restarle importancia y destacar el hecho de que alcanzó la final sin prepararse demasiado.

Lo anterior debido a que sigue recuperando su condición, luego de ocho meses fuera de las canchas (regresó en febrero pasado), por lo que en los entrenamientos aún no se exige demasiado, "sin mucha preparación he sido capaz de alcanzar la final", celebró.

Nadal dominó este Masters desde 2005, esta tarde buscaba su noveno cetro, algo que le impidió el serbio Novak Djokovic, líder del ranking mundial de la ATP, "jugaba contra el número uno del mundo. Creo que ha sido no obstante, una semana positiva para mi", destacó.

"No es una tragedia, he perdido después de ocho años sin hacerlo aquí", recordó el quinto mejor del mundo, quien no dudó en felicitar y reconocer la superioridad de "Nole" en este partido, "felicidades Novak, lo que has hecho ha sido increíble. Felicidades por ganar mi torneo favorito", expresó.

"Ha sido mejor que yo, es un jugador fantástico y si no estás al cien por ciento es muy difícil ganar contra este tipo de jugadores. Su juego es muy completo. Para ganar tengo que jugar de lo mejor y llevarle al límite", advirtió.

Respecto a las sensaciones de cara a lo que resta de la temporada, defiende los títulos del Conde de Godó, el Masters 1000 de Roma y Roland Garros, segundo Grand Slam de la temporada, torneos que se juegan sobre arcilla.

Al respecto Rafael Nadal dijo, "ojalá pueda tener otra gran semana en Barcelona, en la que viene a jugar algunos partidos que me ayuden a alcanzar mi condición física", aseguró el manacorí.

"En el segundo set, sentí por momentos que estaba jugando mi mejor tenis de la semana y es lo que importa. Necesito más partidos con esta intensidad todo el tiempo y estar concentrado en cada momento", concluyó.

Notimex