27 de septiembre de 2013 / 03:08 a.m.

Un presunto asistente de Aaron Hernández permanecerá detenido con una fianza de 500.000 dólares, al tiempo que la fiscalía reveló que un testigo crucial en el caso de homicidio que sigue contra el ex jugador de los Patriots de Nueva Inglaterra cambió su declaración sobre la noche del asesinato.

Un juez del Tribunal Superior del Condado de Bristol estuvo de acuerdo con la fiscalía el jueves respecto a la suma de la fianza para Ernest Wallace, quien la semana pasada se declaró inocente de un cargo de complicidad en el homicidio de Odin Lloyd, de 27 años. El magistrado mencionó que respaldó su decisión en parte por la falta de vínculos del acusado con el estado y antecedentes que incluyen proporcionar nombres falsos a la policía.

David Meier, abogado de Wallace que solicitó que la fianza fuera por 10.000 dólares, dijo que el estado ha presentado "poca o ninguna evidencia" de que Wallace se desempeñó como cómplice. Meier no realizó comentarios afuera de la corte.

Lloyd fue encontrado muerto a balazos el 17 de junio en un parque industrial en North Attleborough, Massachusetts. Hernández se declaró inocente al cargo de homicidio en primer grado y otros relacionados con armas en la muerte de Lloyd, y se encuentra en una cárcel del condado sin derecho a fianza.

Los fiscales dicen que Hernández estaba molesto con Lloyd por hablar unos días antes en un centro nocturno con algunas personas con las que el jugador había tenido problemas. Lloyd, un jugador semi profesional de fútbol americano de Boston, salía con la hermana de la novia de Hernández.

Durante la audiencia en Fall River, el fiscal asistente de distrito Patrick Bomberg reveló además nueva información respecto a otro hombre que presuntamente estuvo con Hernández y Wallace la noche del asesinato de Lloyd.

Bomberg señaló que el hombre, Carlos Ortiz, había dicho a las autoridades al menos en seis ocasiones que tanto Hernández como Wallace salieron de un automóvil junto con Lloyd en el parque industrial antes de que Ortiz escuchara disparos.

Ahora, agregó Bomberg, Ortiz dice creer que Wallace no salió del vehículo.

Por su parte, el abogado de Wallace trató de poner en entredicho la credibilidad de Ortiz, quien había dicho a la policía que él no salió del auto la noche del homicidio, según se señala en documentos de la corte.

Pero Meier dijo que una toalla blanca que presuntamente se ve alrededor del cuello de Ortiz en un video de vigilancia antes del asesinato fue encontrada a 1,5 metros (cinco pies) del cadáver de Lloyd.

Samuel Sutter, fiscal del distrito de Bristol, rechazó hacer comentarios sobre la toalla.