30 de abril de 2013 / 07:59 p.m.

Mucho más relajados, sin la presión porcentual a tope sobre sus cabezas, jugadores y cuerpo técnico del Puebla de La Franja continuaron sus labores en la cancha del estadio Cuauhtémoc a puerta cerrada para detallar el último choque de la temporada ante los Gallos Blancos del Querétaro, rival al que se le buscará ganar, pensando en la tabla de promedios para la siguiente campaña, así lo reveló el central Camotero, Michael Orozco.

“Esta semana va a ser un poco más tranquila, la presión ya no va a ser tan pesada como la semana pasada, se consiguió el resultado, sacamos un punto, no era lo ideal, queríamos los tres puntos aquí en casa para despedirnos de la afición que nos vino a apoyar, se sacó, nos salvamos, ahora estamos pensando en terminar el torneo bien para pensar en el otro”.

Indicó que al estar en deuda por la ausencia de resultados favorables a lo largo del campeonato, el equipo no piensa más que en salir y ganar el encuentro, a sabiendas de que será una aduana muy disputada y hostil por el ambiente que se vivirá en “La Corregidora”, lo que no será impedimento alguno para buscar su cometido.

“Tenemos que dejar una buena imagen del equipo, lo que se trabajó, lo que teníamos pensado que no se consiguió, tenemos que cerrar muy bien, tratar de ganar el partido, la verdad es que va a ser muy difícil, pero tampoco es imposible, este partido nos va a dar el ‘punch’ para el torneo que entra, todos estar un poco más tranquilos y pensar qué es lo que queremos para el año que entra”.

El seleccionado nacional de los Estados Unidos, hizo hincapié al decir que si bien Querétaro vive un buen momento en lo deportivo por la cantidad de triunfos que acumula en sus últimos encuentros, Puebla deberá ocuparse de su propuesta para salir con los brazos en alto en honor a la victoria, de ahí que no exista más que la idea de encarar con la mayor concentración dicho cotejo.

Por último, con relación a su futuro inmediato, dijo desconocer por completo cuál es su situación, sin embargo adelantó que en lo personal le agradaría continuar dentro del proyecto por lo adaptado que se siente a la ciudad y por el buen trato que le han brindado, en espera de que la directiva le dé un comunicado al respecto.

“No tengo la menor idea, esperemos que me quede aquí, me la pasé muy a gusto, se sufrió, pero la verdad muy contento con la afición, con todo, la verdad es que estoy muy contento, estoy muy a gusto y esperar que pueda regresar para el año que entra, hacerlo de la mejor manera posible, ahora no sé, terminar con un buen torneo y esperar qué nos dice la directiva”, concluyó.

Edgar González