13 de mayo de 2013 / 02:30 a.m.

El equipo de Ramón Díaz acumula 25 puntos y se ubica en el tercer lugar, a dos de Lanús y tres de Newell*s, el líder absoluto.

El primer tanto del partido lo hizo Manuel Lanzini a los 49 minutos tras una buena asistencia de cabeza de Rogelio Funes Mori. Sobre el final, Carlos Luna sólo tuvo que empujar la pelota, luego de un gran pase de Rodrigo Mora.

River dominó el partido de principio a fin. Se encontró ante un rival pasivo que no pretendió arriesgar. Mucho menos cuando se quedó con uno menos por la expulsión de Darío Stefanatto, a los 28 minutos.

El "Millonario" mostró una de sus mejores versiones. En el ataque, tuvo el habitual desequilibrio de Iturbe. En el mediocampo, Ledesma fue el motor de juego y distribución. Atrás, se apoyó en el joven Eder Álvarez Balanta, que tuvo que salir por una lesión muscular.

Por otra parte, Lanús e Independiente empataron el domingo 0-0, un resultado que no le sirvió a ninguno.

Candidato al título, Lanús dejó escapar la punta del campeonato y ahora es escolta de Newell's, que el sábado venció 3-1 a Godoy Cruz. El equipo de Guillermo Barros Schelotto, que se fue expulsado en el primer tiempo por protestarle al árbitro Germán Delfino, suma 27 puntos.

Con esta igualdad, Independiente sigue en zona de descenso. Quilmes, uno de sus principales competidores, le ganó 3-0 a Colón de Santa Fe y le sacó más ventaja. Todo indica que su lucha será mano a mano ante Argentinos Juniors, que perdió 2-1 ante San Martín de San Juan.

El partido fue mal jugado, repleto de nervios e imprecisiones. El primer tiempo tuvo muchas interrupciones y malestar del público local con el árbitro Delfino, que a los 30 minutos expulsó a Guido Pizarro por una brutal patada.

En el segundo tiempo, se mantuvo la tendencia: el partido estuvo más vinculado a la lucha que al juego. Sin Pizarro, un jugador clave en el mediocampo, Lanús no generó prácticamente ninguna situación de gol. A los 75, Cristian Tula se fue expulsado y el partido cambió.

El equipo de Barros Schelotto lo fue a buscar con decisión, pero careció de ideas. Independiente se metió atrás y jugó de contrataque.

Independiente, más allá de que llegaba con dos victorias consecutivas, demostró una vez más que es un equipo con limitaciones. Su panorama, pese a que mostró una reacción positiva desde la llegada de Miguel Ángel Brindisi, luce complicado y no podrá darse el lujo de dejar escapar más puntos en el camino.

Por otro lado, San Martín de San Juan le ganó 2-1 a Argentinos Juniors y se ilusiona con mantener la categoría.

Aunque no lució, San Martín fue mejor a lo largo de todo el partido Jorge Luna, a los 47 minutos, abrió el marcador luego de aprovechar un rebote largo del arquero Nereo Fernández. A los 78, Jorge Riaño estiró el marcador tras una buena definición. Cuando faltaban dos minutos para el final, Daniel Villalba descontó de tiro libre para Argentinos.

Además, Quilmes consiguió una gran victoria 3-0 ante Colón de Santa Fe, le sacó más ventaja a Independiente en la lucha por salvarse del descenso y superó a Argentinos en los promedios.

El regreso al equipo de Miguel Caneo, ausente por una lesión en el último mes, le dio un salto de calidad al conjunto de Omar De Felippe. El mediocampista abrió el marcador a los 41 minutos con una buena aparición en el área. A los 48, estiró la ventaja con un espectacular tiro libre. A los 60, Martín Cauteruccio sentenció el partido.

El lunes, Estudiantes y Unión cerrarán la fecha.

AP