30 de junio de 2013 / 04:39 a.m.

Con más de 90 minutos de retraso comenzó el partido de Lionel Messi y sus amigos en el estadio Atanasio Girardot, de Medellín, donde cerca de 15.000 espectadores esperaraban el inicio del juego.

Un grupo de padres y sus hijos protestaron, acostados en la vía cerca del hotel donde se aloja el jugador argentino, por el incumplimiento del empresario respecto a la firma de autógrafos y las fotos que Messi debía tomarse con cerca de 300 niños.

Junto a sus padres los menores fueron citados este sábado en el hotel Intercontinental, donde se alojó Messi, para realizar la correspondiente firma de autógrafos.

Tal cita también fue incumplida por Messi y el empresario, hecho que desató el desagrado de los padres y niños quienes se acostaron en las vías para impedir la salida de los buses, según informó 'Caracol radio'.

Finalmente, los buses salieron directo al estadio donde el partido empezó con 90 minutos de retraso.

9-6 terminó el partido. Messi y sus amigos ganaron

En cuanto al juego, el equipo de Lionel Messi venció al resto del mundo 9-6. Messi contó con jugadores como Pablo Aimar, Javier Maschearno, Juan Pablo Ángel, entre otros, que pudieron dar un buen espectáculo contra el conjunto liderado por Robinho.

El equipo del resto del mundo, que contó con las figuras colombianas de la talla de James Rodríguez y Jackson Martínez.

Después de abrir el marcador de su equipo, Lionel Messi abandonó el campo de juego a los 25 minutos del segundo tiempo. EL jugador recibió la ovación de los cerca de 15 mil aficionados que asistieron al Atanasio Girardot.

El juego amistoso fue la segunda edición de la ‘Batalla de las estrellas’, un partido que sirve para recaudar fondos para obras benéficas.