Javier Trujillo 
29 de julio de 2013 / 08:37 p.m.

 

Zihuatanejo   • A pesar de la variedad, sabor y tradición, la gastronomía guerrerense no sobresale en el ámbito nacional por falta de promoción, sostuvo Francisco Ibarra Rivera, presidente de la Canirac en Ixtapa-Zihuatanejo y en la región de la Costa Grande de Guerrero.

Dijo que a nivel nacional e internacional el binomio de playa de Ixtapa-Zihuatanejo es un destino turístico reconocido por sus playas, pero su riqueza gastronómica no.

“Toda esa riqueza gastronómica que tenemos en todo el estado, sólo faltan eventos de difusión, los cuales son una parte importante y fundamental para desarrollar el interés en nuestra cocina típica”, presumió el líder de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera de Alimentos Condimentados (Canirac), en el llamado binomio de playas del estado.

A pesar de ello, presumió que en el país poco a poco se va asociando la imagen de Ixtapa y Zihuatanejo con las tiritas de pescado, pescado a la talla, las almejas, los ostiones y los mariscos en general, además la gastronomía tradicional y ancestral de este destino de playa como los diferentes tipos de mole, tamales, sopes y diversos antojitos, propios de la región.

Ibarra Rivera, presidente de la Canirac, detalló que la gastronomía guerrerense cuenta con influencia asiática.

Explicó que en Costa Grande y Costa Chica la comida está influenciada por la cocina de Filipinas, Indonesia, China y Japón, lo cual se puede constatar en platillos como el relleno de cerdo y los nacatamales, así como el fiambre de Tixtla y la gallina rellena o gelatina de Chilapa.

Además consideró que debido a la riqueza en sabores, tradición, historia, influencias y variedad de productos, la gastronomía guerrerense debería figurar en primer lugar a nivel nacional.

Por su parte, Eva García Cuervo, de origen español, y directora de espacio gourmet, dijo que la cocina guerrerense es de gran importancia, pero no ha destacado ni ha tenido la relevancia que debiera.

“Guerrero todavía es un estado bastante desconocido en ese aspecto, aunque hay zonas mucho más centralizados como Acapulco, donde se han instalado una serie de restaurantes y chefs reconocidos”, presumió.

La también directora del concurso “Cocinero del Año” subrayó que la entidad tiene una sazón importante y distintivo en su gastronomía, además de contar con materias primas importantes.

Consideró que el turismo en la entidad debiera ir de la mano con el impulso gastronómico de las siete regiones.

Por su parte Ángel Escudero Cruz, presidente de la Oficina de Convenciones y Visitantes de Ixtapa Zihuatanejo (OCVIZ), consideró que este destino turístico debería diversificarse y ofrecer un producto más completo.

“Tenemos playas bellas, clima excelente y hospedaje de todo tipo y categorías, entonces también deberíamos tener hoteles de todo tipo y categorías, y aunque existe el Paquete Todo Incluido, la gente sale a comer”, finalizó.