3 de agosto de 2013 / 06:37 p.m.

Monterrey.- • Priistas y panistas terminaron a golpes y empujones al concluir la rueda de prensa de Gustavo Madero, dirigente nacional del PAN, pues cuatro diputados locales del Revolucionario Institucional fueron "arrollados" por los albiazules cuando pretendían entregarle un escrito para que le "estire las orejas" a la alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes.

La trifulca se dio cuando los panistas que estaban presentes rodearon a su dirigente nacional y, con una facilidad que envidiaría cualquier liniero de la NFL, le abrieron paso e impidieron que se le acercaran, pese a que estaban en un pasillo de un metro y medio de ancho.

Los legisladores del tricolor demandaron que Gustavo Madero haga entrar en razón a la presidenta municipal regiomontana en torno a la deuda y que la conmine a iniciar los pagos de esta en forma inmediata.

FRANCISCO ZÚÑIGA