1 de agosto de 2013 / 11:35 p.m.

La derrota ante el Veracruz dejó un dolor profundo en los jugadores de las Chivas y es que el ánimo previo al juego era optimista y se pensaba en que podían dar un juego redondo y alzarse con los puntos. La realidad fue otra y el Chiverío perdió el invicto y dejó muchas dudas, por lo que el Pato Araujo espera corregir pronto el rumbo.

"Ellos vinieron a plantear su partido y no podemos permitir esto, pues tuvimos dos desatenciones que nos cuestan dos goles, además claras no fueron, llegaron mediante individualidades, pero hay que aprender de ello".

El colimense afirmó que por oportunidades no se pueden quejar, pues crearon opciones frente al arco jarocho, pero al no concretar se metieron en problemas ellos solos y con la presión encima les fue imposible darle la vuelta al marcador.

"También son las intervenciones de los porteros y también nosotros al querer hacer tan buena conexión con el balón, tuvimos un poste y detallitos que tenemos que mejorar, pues si no se mejoran de acá a la jornada que viene creo que será difícil pensar en cosas buenas, hay que trabajar al mil por ciento para poder revertir esto".

 Jesús Hernández Téllez