24 de enero de 2013 / 02:12 a.m.

 

Oaxaca • La Procuraduría General de Justicia de Oaxaca ha integrado al menos 50 denuncias por fraudes cometidos por falsos curanderos cometidos en comunidades indígenas de la zona de la Mixteca, que superan los seis millones de pesos. La dependencia lanzó además una alerta ante el auge que tiene este tipo de delitos.

El procurador general de Justicia, Manuel de Jesús López, informó que las quejas que existen contra un grupo de falsos médicos espiritistas, que se hacen llamar “Hermanos Dumbars”, quienes se han involucrado con diferentes autoridades municipales para introducirse a poblaciones indígenas de mayor pobreza y cometer tropelías y abusos.

Dijo que los implicados ofrecieron sus servicios para “limpiar el cuerpo” a más de medio centenar de personas, a quienes pidieron todo lo que poseían.

Refirió que fue en mayo de 2012, cuando el Centro Espiritista “Hermanos Dumbars” abrió sus puertas en el municipio de Putla de Guerrero, en la región Mixteca, donde ofrecían la cura a personas desahuciadas.

Bajo argumentos de que eran víctimas de embrujos o que estaban influidos por muertos que cuidaban tesoros escondidos en sus casas, los “Hermanos Dumbars” les solicitaban joyas, dinero y prendas de valor “para curarlas”.

“Pedían incluso el dinero que tenían en cajas de ahorro o en bancos, y que si no tenían, lo consiguieran, que si era necesario empeñaran sus propiedades; y así, valiéndose de trucos, los engañaban”, explicó el funcionario estatal.

Refirió que mediante una serie de engaños, los “Hermanos Dumbars” convencían a sus víctimas sobre el presunto mal que pesaba sobre ellos y cómo esto podía costarles la vida, debían poner en sus manos sus posesiones para realizarles una “limpia”.

Mediante este modus operandi, ese centro espiritista logró concentrar recursos que ascienden a más de 600 mil pesos, mismos que desaparecieron el 29 de octubre de 2012 de Putla, al igual que los “Hermanos Dumbars”.

El procurador oaxaqueño refirió que a la fecha “suman más de 50 denuncias, y el fraude se aproxima a los seis millones de pesos y las cifras siguen creciendo”.

Por este motivo, la procuraduría estatal envió una alerta a los municipios del estado, a fin de evitar que más ciudadanos caigan en este tipo de fraudes.

“Las curas milagrosas no existen. Siempre que le soliciten sumas extraordina

 ÓSCAR RODRÍGUEZ