Rubén Mosso 
15 de julio de 2013 / 09:23 p.m.

 

Ciudad de México • Fabián Granier Calles, hijo del ex gobernador de Tabasco, Andrés Granier, interpuso un amparo, debido a la inmovilización y congelamiento de sus cuentas bancarias que solicitó la Procuraduría General de la República (PGR).

La demanda de garantías quedó radicada en el juzgado Cuarto de Distrito con residencia en Villahermosa, Tabasco, el cual es el mismo que libró las dos órdenes de aprehensión contra Andrés Granier por su probable responsabilidad en los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y defraudación fiscal.

Granier Calles pidió la protección de la justicia el pasado 11 de julio, fecha en que fue aceptada su petición, por lo que se le concedió una suspensión provisional, pero ésta no ordena el descongelamiento de las cuentas de la familia Granier.

La PGR solicitó a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) la inmovilización de los recursos, luego de que una juez federal no le permitió anexar más pruebas y actualizar el monto del delito por defraudación fiscal contra el ex gobernador, quien supuestamente evadió el pago de más de 2 millones de pesos durante el ejercicio fiscal de 2009.

Ante esa situación, pidió el congelamiento de las cuentas bancarias de la esposa e hijos del ex gobernador que hoy enfrenta dos procesos penales a nivel federal y que es requerido por las autoridades de Tabasco, por un probable desfalco durante su gestión.