6 de diciembre de 2013 / 08:01 p.m.

Guadalupe.- El dolor y el desconcierto se apoderaron de pronto de los vecinos de Ampliación Nuevo México, en las faldas del cerro de La Silla, en Guadalupe.

Y es que, aunque sabían que Hilario celaba mucho a Marycruz y le daba malos tratos, nunca imaginaron que sería capaz de darle muerte.

La señora María Melquiades, hermana y vecina de Hilario Rodríguez Morales, de 37 años, comentó que él es albañil, aunque en ocasiones no tiene trabajo.

Por su parte, María Cruz Lira Tello, de 43, laboraba como obrera en una empresa ubicada en el sur de Monterrey.

Llevaban seis años viviendo en unión libre. No tuvieron hijos y ella representaba el principal apoyo económico en el hogar.

A pesar de ello, Hilario acostumbraba ofenderla e insultarla, aun sin importarle que hubiera gente presente.

Describió a su cuñada Marycruz como una buena mujer, apegada a su pareja y que siempre tuvo una sonrisa para todos.

Para los familiares del presunto homicida, fueron los celos infundados y enfermizos por parte de Hilario, lo que dio lugar a la tragedia.

Este caso ocurrió la tarde del jueves en una vivienda de la calle Álamo, en la parte alta de la colonia Ampliación Nuevo México.

Lira Tello resultó con seis heridas de arma blanca en el pecho, abdomen y piernas. En taxi la llevaron a la Cruz Roja de Guadalupe, pero perdió la vida.

Su pareja logró escapar al internarse en el espeso monte que se ubica en las faldas del cerro de La Silla.

Este viernes los familiares de la pareja realizaron los trámites para reclamar el cuerpo en Servicio Forense, aunque estaban enfrentando serios problemas económicos para proceder a los funerales.

AGUSTÍN MARTÍNEZ