5 de abril de 2013 / 10:34 p.m.

Con asistencia de la presidenta Dilma Rousseff, fue inaugurado el estadio Arena Fonte Nova el cual será una de las sedes del Mundial Brasil 2014 y que se ubica en la localidad de Salvador, antiguamente llamada Bahía.

La mandataria se mostró contenta por la entrega de las instalaciones del inmueble que de igual manera albergará partidos de la próxima Copa Confederaciones 2013, del 15 al 30 de junio.

"Tendrán muchas alegrías, pero también algunas tristezas, porque no se puede ganar siempre", expresó Rousseff, quien recorrió las tribunas del estadio y después pisó el césped para dar el visto bueno a la obra.

El Arena Fonte Nova tiene capacidad para 50 mil personas así como también cuenta con 90 palcos especiales para invitados y dos mil lugares para estacionamiento.

El inmueble fue construido en dos años y medio tras una inversión de 591,7 millones de reales (295,8 millones de dólares) y es el tercero ya concluido de los 12 estadios previstos para el Mundial de 2014, los otros son el estadio Mineirao, de Belo Horizonte y el Castelao, de la localidad de Fortaleza.

El estadio de Salvador albergará seis partidos en el Mundial y tres encuentros de la Copa Confederaciones.

Notimex