20 de septiembre de 2013 / 01:59 a.m.

El delegado de la Procuraduría Federal del Consumidor, Jorge Salazar, recorre desde el pasado martes esta zona, la cual fue una de las más afectadas por las lluvias en el estado de Nuevo León.

 

Allende.- • En la región citrícola y sur de Nuevo León, la Profeco inició una campaña de inspección de los comercios para evitar que no abusen con las personas damnificadas por las lluvias, incrementando los precios de la mercancía que venden.

El delegado de la Procuraduría Federal del Consumidor, Jorge Salazar, recorre desde el pasado martes esta zona, la cual fue una de las más afectadas por las lluvias en el estado de Nuevo León.

"Evitar que se vaya a dar cualquier encarecimiento en los productos de la canasta básica y que no se haga un acaparamiento de esos productos y venderlos con un precio más elevado", destacó el delegado.

Jorge Salazar, acompañado del personal de inspección denominado 'verificadores", están visitando todo tipo de comercio de la región citrícola y del sur del estado.

El funcionario federal acude con el alcalde de los municipios visitados, ya que muchos afectados acuden con ellos a dar la queja, para así ubicar al comerciante abusivo y multarlos por su irregularidad.

BRÍGIDO AGUILAR