10 de mayo de 2013 / 12:39 p.m.

Monterrey  • Como cada año, lo regiomontanos celebraron este 10 de mayo con música y mariachi en los diferentes puntos de Monterrey y el área metropolitana como tributo a quien les dio la vida.

Para doña Marisa Santos Mazachezi, originaria de Buenos Aires Argentina, fue toda una sorpresa que le celebraran su día muy al estilo mexicano en compañía de su familia.

Con canciones alusivas al festejo, pero también con mucho ritmo para que la celebración tuviera baile, los mariachis brindaron alegría a las madres en su día.

Para la familia Santos Mazachezi fue especial, pues doña Marisa quien se encuentra de visita en la colonia Cumbres no esperaba el festejo mexicano por su día y emocionada agradeció a losfamiliares que se reunieron para celebrarla.

En tanto que en el fraccionamiento Bernardo Reyes, se llevó cabo otro festejo más, con las tradicionales mañanitas, canciones como “Señora Señora”, los regios siguieron con las celebraciones durante toda la madrugada.

En cuanto a la seguridad, las corporaciones de auxilio y las policías municipales reportaron un saldo blanco ya que el festejo durante toda la madrugada pasó sin incidente alguno, ya que no hubo personas detenidas por ebriedad o desmanes en la vía pública durante las serenatas del 10 de mayo.

Algunas unidades incluso se encargaron de vigilar panteones para evitar que alguna persona se introdujera durante la noche madrugada, a visitar a las madres fallecidas, reportando sin novedad al final de la jornada.

En las calles sobre todo del centro de la ciudad, los mariachis, músicos de acordeón y bajo sexto ofertaban las serenatas, pero apenas terminaban en un lugar y salían “disparados” a la siguiente serenata y así durante toda la madrugada.

Mientras que por otro lado los vendedores de flores hacían lo propio en los cruceros, ofertando desde un clavel, hasta arreglos completos que incluían globos y peluches.

 ALBERTO VÁSQUEZ