ROGELIO AGUSTÍN ESTEBAN
21 de junio de 2013 / 09:47 p.m.

Guerrero • El vocero del gobierno estatal, José Villanueva Manzanares, sostuvo que el problema de la inseguridad en Guerrero no está como en Michoacán y que aquí existe gobernabilidad, pese a que la autodefensa de Tecpan cumplió más de 24 horas cerrando la carretera federal Acapulco-Zihuatanejo.

El mediodía del viernes, el vocero de la administración estatal dio a conocer que el gobernador Ángel Aguirre Rivero envió al secretario general de Gobierno, Florentino Cruz Ramírez y el titular de Seguridad Pública (SSP), Sergio Lara Montellanos para atender el bloqueo de la carretera federal Acapulco-Zihuatanejo.

Así, dijo que desde el mediodía del jueves los funcionarios instalaron una mesa de trabajo con los dirigentes del movimiento de autoprotección, entre ellos el señor Leopoldo Soberanis, presidente de la Alianza de Derechos Humanos Guerrero Unido (ADH).

Para las 13:00 horas se tenía programada una reunión en palacio municipal de Tecpan, en la que también participaría el alcalde Crisóforo Otero Heredia.

También dijo que el encargado de la política interna, Florentino Cruz Ramírez ya había dialogado con el rector de la Universidad de el Pedregal, ubicada en la ciudad de México para informar que sus estudiantes estaban a salvo.

Explicó que los alumnos bajaron de la unidad en que originalmente se trasladaban, caminaron para atravesar al contingente que bloqueaba la carretera y del otro lado consiguieron que otro autobús los llevará hasta Ixtapa.

Comentó que los habitantes de la comunidad de San Luis la Loma denuncian problemas de inseguridad, por lo que el gobierno estatal ofreció incrementar la coordinación con las autoridades federales para garantizar la tranquilidad en la zona.

Sobre el hecho de que la aparición de un grupo de autodefensa en la ruta de Costa Grande que está cerca de la sierra, en donde no existen comunidades indígenas y si mucha actividad delictiva, el vocero negó que haya un escenario similar al del estado de Michoacán.

"Desde luego que no, Guerrero es un estado que presenta un nivel de conflictividad pero no al punto en que nos rebasen los conflictos. Este es un estado gobernable; con gente que quiere paz, trabajo y estudio".

Reconoció que el bloqueo afecta la imagen del estado de Guerrero ante la opinión pública nacional, por eso es que insistió, desde el momento en que se generó se atendió de inmediato.

"Cualquier conflicto de este tipo si impacta al turismo, por eso nosotros hemos pedido a las organizaciones sociales, que cuando exista una demanda legítima utilicen las vías institucionales para hacer llegar sus planteamientos", sostuvo.