11 de febrero de 2013 / 07:05 p.m.

 El alcalde priista, Fredy Gil Pineda Gopar, encabezó en el poblado indígena de Santos Reyes Nopala, en la zona costera de Oaxaca, la constitución de la denominada policía comunitaria, en un acto de desobediencia civil a las instituciones, argumentando inconformidad por los altos índices de inseguridad que se reportan en la región.

El cuerpo de seguridad esta armado con rifles y algunos de sus miembros se encuentran encapuchados.

A decir del alcalde la policía comunitaria solo buscara brindar acciones de seguridad a favor de la población dentro de su jurisdicción.

En tanto, el secretario de Gobierno de Oaxaca, Jesús Martínez Álvarez, indicó que el presidente municipal de Santos Reyes Nopala, Fredy Gil Pineda, creó esta policía porque no ha cumplido con los requisitos de control de confianza que exigen las normas.

En su cuenta de Twitter, @JMAsegego, Martínez Álvarez indicó ayer que la policía comunitaria de Ayutla, Guerrero, nació por la desconfianza que se le tenía a la Policía Municipal, mientras que en Santos Reyes Nopala el anunció de la creación fue realizado por el presidente municipal, “"precisamente el responsable del buen desempeño de la Policía Municipal”".

El funcionario oaxaqueño además admitió que la policía municipal de la localidad oaxaqueña no ha cumplido con los requisitos de control de confianza que exigen las normas.

Además, indicó, que a solicitud de los presidentes municipales de la costa de Oaxaca se instalaron cuatro Bases de Operación Mixta, compuestas por elementos del Ejército, de la Marina, de la PGR, la Policía Estatal y Municipales, en la región.

Las bases están distribuidas en la costa de Oaxaca y fueron instaladas hace aproximadamente 15 días, con lo que se ha logrado la coordinación entre los municipios.

"“Se trata de un trabajo conjunto y coordinado que ha generado beneplácito y aceptación por las Autoridades y sus comunidades"”, indicó el secretario de Gobierno.

— OSCAR RODRÍGUEZ