11 de junio de 2013 / 09:11 p.m.

Colima • Tras asistir a una cena de fin de cursos, 90 alumnos de preparatoria y sus familiares resultaron intoxicaron con los alimentos que consumieron durante el evento, los afectados fueron internados en diferentes nosocomios de la entidad para ser atendidos, en tanto las autoridades de salud se abocaron a investigar a los responsables de la elaboración del banquete.

Los afectados, luego de transcurrir seis horas de haber consumido la comida, comenzaron a presentar síntomas de dolor de cabeza, gas estomacal, diarrea y vómito, por lo que acudieron a diferentes clínicas públicas y privadas para ser atendidos.

La empresa "Banquetes San Nicolás" se deslindó del problema al señalar que a su vez contrataron a otra empresa para la preparación de los alimentos que ocasionaron la intoxicación de los poco más de 90 alumnos y familiares que acudieron a la graduación en donde había 500 personas.

La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, señaló que al realizar la investigación sanitaria y estudios de rastreabilidad epidemiológica en el lugar en donde se preparó el banquete, comprobó que las condiciones sanitarias eran deficientes e insuficientes para preservar la cantidad de alimentos que elaboran, al carecer de equipos de refrigeración que mantengan la temperatura de los mismos en condiciones seguras.

En sus indagatorias la Cofepris determinó que transcurrieron varias horas en que los alimentos se encontraron a temperatura ambiente desde su preparación hasta su consumo, ocasionando un detrimento en la calidad sanitaria de los mismos.

Hasta el momento, ninguno de los afectados ha presentado una denuncia ante las autoridades judiciales. El procurador de Justicia del estado, Marcos Santana Montes, aclaró que en caso de acreditarse si hubiese habido una negligencia de parte de alguien en este tipo de cuestiones y al haber una denuncia, se abrirá la averiguación correspondiente y determinará la responsabilidad.

"El delito puede haber alguna lesión culposa, pero debido a que es un delito de querella necesaria requerimos de la propia querella para poder actuar", explicó.

ÉDGAR RODRÍGUEZ | CORRESPONSAL