11 de septiembre de 2013 / 06:26 p.m.

Monterrey • Tras detectarse la construcción de un túnel al interior del Penal de Apodaca, lo que frustró los planes de escape de un número indeterminado de reos, las autoridades de este centro penitenciario amanecieron “en capilla” para deslindar su responsabilidad en el evento.

Jorge Domene, vocero estatal de seguridad, informó que todo el personal, incluido el director, se encuentra sujeto a un proceso de investigación para descartar cualquier posible complicidad en el intento fallido de fuga.

Como parte de las indagatorias, precisó el funcionario, se revisa si en este espacio existía vigilancia a través de cámaras, lo que aportaría pruebas suficientes para esclarecer si hubo participación u omisión de alguna autoridad.

"En los turnos y todo se está haciendo una investigación amplia de todo el personal que allí trabaja y dentro de lo que va saliendo de la información, ampliaremos hasta donde sea necesario", indicó.

¿Incluye esto al director del penal?

“Sí, tendrá que ser de todos los que allí trabajan”, finalizó.

Como lo anticipó un día antes a través de un comunicado, la administración estatal reafirmó ayer que 15 internos del Cereso son investigados por su participación en la construcción de un túnel en el área de lavandería, que tenía como propósito facilitar la fuga de un número indeterminado de reos.

"Hay al menos 15 personas dentro de lo que se ha averiguado, la averiguación inició y apenas está en rumbo y tendremos que ampliar tanto la investigación hacia el interior de los internos (sic), como hacia gente que pudiera haber estado coludida o siendo omisos o permitiendo que esto ocurriese", puntualizó el funcionario.

Domene refirió que de momento no se cuenta con mayor detalle de cómo o cuándo inició la construcción del túnel, pero acotó que esto forma parte de los resultados que arrojarán las investigaciones.

"Estaba de alguna manera planeado que no se viera (el túnel) a simple vista y eso fue en lo que en su momento, pudo haber sido una de las causas de que no se detectara visiblemente", aventuró el vocero de Seguridad.

Indicó que evidentemente los reos tuvieron que montar una logística para sacar la tierra sin que nadie se diera cuenta, y aseveró que a estos todavía les quedaban muchos metros por recorrerpara llegar a la barda por la cual pretendían fugarse.

A razón de ello, aseguró que ninguno logró escaparse del penal de Apodaca y descartó versiones preliminares que apuntaban a un número de posibles internos que pretendían escapar.

“No hay ahorita una información que podamos confirmar, evidentemente tuvo que haber habido algún plan para iniciar esta estrategia de poder evadirse de este lugar, sin embargo no hay un número determinado”, acotó.

LUIS GARCÍA