19 de junio de 2013 / 02:40 a.m.

Las cifras más recientes del IMSS exhiben el retroceso en la generación de empleo durante los primeros cinco meses del presente año.

 

Monterrey.- • Ante el estancamiento de la economía interna y el freno en el gasto público, el sector privado estimó hoy una tasa de desempleo de 6 por ciento para Nuevo León al cierre del año.

Directivos de organismos empresariales en el estado coincidieron en que el alza de 50 por ciento en el Impuesto Sobre Nóminas (ISN) del Gobierno estatal, ya comenzó a mermar las finanzas de las compañías.

El director local de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), José Mario Garza Benavidez, estimó que al terminar el ejercicio de 2013 la entidad tendrá alrededor de 200 mil personas desocupadas y manifestó que las cifras más recientes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) exhiben el retroceso en la generación de empleo durante los primeros cinco meses del presente año.

"Para el cierre de 2013, la tasa de desempleo en Nuevo León podría ser de 6% como mínimo y eso podría representar cerca de 200 mil personas desocupadas", expresó.

Consideró que "el gobierno tiene que replantearse cómo va a incentivar el empleo y el desarrollo de la actividad empresarial, y en ese sentido acelerar el gasto de inversión pública".

Agregó que urge reestructurar todos los planes y programas que tienen las secretarías de Economía y del Trabajo, porque estos fueron implementados hace una década.

El director de la Cámara de Industria de Transformación (Caintra), Guillermo Dillon Montaña, dijo que en materia de empleo, en lo que va de este año la tendencia no ha sido favorable.

"Cada vez el crecimiento ha sido menor pero no al grado de decrecer, pero ya en mayo ahora sí brinca a un decrecimiento en el empleo en Nuevo León de más de 600 plazas, lo cual nos genera una preocupación", dijo.

Añadió que en el contexto nacional la obra pública no se ha detonado y que los estados y municipios, tienen problemas financieros como para activar obra pública.

"Vemos los mercados internacionales cautos, reservados, con mucha cautela en sus decisiones de negocios de compra, de proveeduría y demás, y eso nos mantiene en cautela en cuanto a la dinámica económica nacional y estatal", mencionó Dillon Montaña.

NOTIMEX