10 de mayo de 2013 / 02:06 p.m.

Una célula de sicarios atacó a bazucazos el convoy del jefe de la SSP de Ahome, Sinaloa, Jesús Carrasco Ruiz, quien salió ileso, no así su escolta, quien perdió la vida, al igual que tres agresores, aunque en un tiroteo posterior.

De acuerdo con sus primeras declaraciones, el jefe policiaco dijo que circulaban por la carretera federal México-15 cuando sobrevino la emboscada.

Carrasco Ruiz precisó también que abandonó la camioneta segundos antes de que le lanzaran un bazucazo.

Los hechos se dieron a las 7:00, cuando varias patrullas, incluido un Tigers blindado, circulaban de norte a sur sobre la autopista.

Al pasar entre Ruiz Cortines y el ejido California, un comando de al menos 80 hombres salió al paso del convoy en el que iba Carrasco Ruiz, por lo que se inició un enfrentamiento.

No muy lejos de ahí estaba un retén de la policía de Guasave, cuyos integrantes, al observar la balacera, se retiraron del lugar sin dar apoyo a los municipales y ministeriales.

El bazucazo alcanzó la camioneta Ram en la que iba el jefe policiaco, provocando que se incendiara. Ahí murió uno de los escoltas del comandante y otro agente preventivo resultó lesionado.

Una mujer que pasaba por el lugar en un vehículo particular resultó herida. Tanto el policía como la mujer fueron trasladados a un hospital de Los Mochis.

Más tarde, ante los medios de comunicación, Jesús Carrasco denunció la complicidad de los agentes de Guasave, que abandonaron la escena.

Al término de la balacera, elementos de las diferentes corporaciones peinaron la zona en busca de la célula. En esos recorridos ocurrió otro enfrentamiento, ahora en El Coloradito, donde murieron tres presuntos sicarios.

Ahí las autoridades aseguraron armas, incluidos fusiles AK-47, bazucas y granadas, además de varias unidades.

— CYNTHIA YAREL VALDEZ