20 de abril de 2013 / 03:11 a.m.

Monterrey • Los dos jóvenes acusados de disparar en contra de una mujer y su hija, de 17 años, a quienes fusilaron el pasado mes de marzo en calles de la colonia El Palmar en Monterrey, fueron citados hoy para rendir su declaración preparatoria.

Uno de ellos alegó torturas y negó ser responsable del hecho, mientras que el otro se apegó directo a los beneficios del artículo 20 constitucional, por lo cual no declaró.

Jonathan Guadalupe Reyna Cortes y Rogelio Rodríguez Juárez comparecieron este viernes ante el juez segundo penal de Monterrey, quien les inició un proceso por considerarlos presuntos culpables de secuestro agravado.

Los jóvenes declararon dentro del proceso que les iniciaron por el secuestro y homicidio de Kenia Alemán Barbosa y su mamá, María Yolanda Barbosa Medina, a quienes victimaron el pasado 17 de marzo.

En ese expediente, ellos fueron señalados como responsables por el novio de la jovencita, quien fue identificado como Eusebio Eleazar Alcalá Palacios, apodado "El Pirrus".

Él denunció que dichos jóvenes y Héctor Josué García Medrano, apodado "El Cabe", quien sigue arraigado, las plagiaron el 15 de marzo y las mantuvieron en una casa de seguridad de la colonia Urbi Villa en García.

Dijo que a él también lo secuestraron, porque supuestamente se habían enterado que estaba vendiendo droga para integrantes del grupo rival al que pertenecen.

Mencionó que fue "El Cabe", quien ordenó el plagio y asesinato de su novia y su madre, a quienes torturaron durante dos días antes de victimarlas.

"El Pirrus" agregó que en esos hechos también participó Sarahi Guadalupe Moreno Cerda, apodada "La Chucky" y su amiga "La Chama", quien fue asesinada el pasado fin de semana.

Pese, a que fueron delatados por "El Pirrus", quien fue testigo de los hechos, Reyna Cortés rechazó su responsabilidad y su cómplice prefirió guardar silencio.

REDACCIÓN