14 de junio de 2013 / 06:20 p.m.

San Nicolás.-  "Yo me preguntaba cuando estaba en la cárcel, porqué a mí, pero un amigo me decía, no es porqué, es para qué estás aquí", son las palabras del ingeniero José Humberto Banda Balderas, de 30 años de edad, quien estuvo 10 meses preso en el Cedeco de San Nicolás, acusado de asaltos a negocios, a pesar de que era inocente.

Él fue capturado el 16 de agosto de 2012 por elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones, pero fue absuelto hace días por la juez segundo de lo penal de ese municipio, Rosalinda Zapata Leal.

"Hubo movilización policiaca por mi casa, yo salgo para ver, en eso los ministeriales van sobre mi empuñando sus metralletas, me dicen que me tire pecho tierra, me suben a la patrulla y me ponen una playera en la cabeza", reseñó Banda Balderas.

Luego fue llevado a la cárcel acusado de haber cometido robos a mano armada, sin embargo el declaraba haber estado laborando al momento en que se cometieron los asaltos.

A pesar de esta coartada, el ingeniero Banda paso 10 meses encarcelado.

"Es algo que no se lo deseo a nadie, cuando me llevaban esposado del Cedeco al juzgado, disfrutaba esos momentos de caminar al aire libre, yo estaba seguro que iba a quedar libre porque soy inocente", indicó.

Él comentó que una vez encarcelado conoció a Dios a través de una persona que acudía cada domingo al Cedeco a hablar con los reos.

"La vida me cambió por completo, pero ahí dentro hice muchos amigos, hay excelentes personas a pesar de que hicieron algo".

José Humberto asegura estar muy agradecido con muchas personas después de todo lo que pasó y porque siempre lo creyeron inocente.

El ingeniero industrial de la empresa Caterpillar, no tiene rencor hacia nadie y envió un mensaje a gente que se presume inocente y está encarcelada.

"Que tengan paciencia, que confíen en Dios y lo conozcan, porque la verdad y la justicia siempre sale a flote", apuntó.

REDACCIÓN.