17 de junio de 2013 / 09:14 p.m.

Ciudad de México• A casi 13 años de la detención del profesor y activista Alberto Patishtán, organizaciones civiles y activistas en pro de los derechos humanos lanzaron la campaña #TodosporPatishtan para apoyar y dar a conocer el caso del indígena tzotzil acusado de un delito que no cometió.

En conferencia de prensa, Héctor Patishtán, hijo del profesor, hizo un llamado a las organizaciones y sociedad civil a participar en esta campana para lograr la libertad de su padre y otros presos políticos, sentando un precedente en la impartición de justicia en el país. Dijo que la libertad de su padre depende directamente de la resolución que el Poder Judicial de la Federación determine, ya que es la institución responsable de “que un hombre inocente quede en libertad o que cumpla los 60 años” en prisión.

El pasado 6 de marzo la Suprema Corte de Justicia de la Nación rechazó reasumir el caso. Hace algunos días el caso fue devuelto al Primer Tribunal Colegiado en Tuxtla Gutiérrez en Chiapas, donde se determinará la libertad o culpabilidad del maestro tzotzil.

“Los precedentes que dejaría la libertad de mi papá sería un camino para muchos casos no solo en Chiapas sino para muchos casos que igual tuvieron violaciones al debido proceso… mi papá dejaría un precedente para ello, ya que es el primer caso que ya está cerrado y lo vuelven abrir por cuestiones de derechos humanos”, expresó.

Entre las actividades a realizarse mañana con motivo de los 13 años de la detención del profesor se tienen previstos un acto político-cultural en la explanada de Bellas Artes, una misa a la afueras del Cereso #5 donde se encuentra recluido Patishtán en San Cristóbal de las Casas, así como la proyección del documental “Vivir o morir por la justicia y la verdad” en el Museo Rubén Jaramillo en Cuernavaca, Morelos.

Alberto Patishtán fue detenido el 19 de junio del 2000 acusado de homicidio, lesiones calificadas, daño a la propiedad ajena, portación de ilegal de arma, además de su presunta participación en una emboscada ocurrida ese mismo año en una carretera ubicada entre las comunidades El Bosque y Simojovel, en la que murieron siete policías del orden estatal.

MARIO GODINEZ