5 de mayo de 2013 / 10:58 p.m.

Ciudad de México • La libertad de prensa en México se encuentra en riesgo, ante el aumento de las agresiones a periodistas y medios de comunicación y las condiciones de inseguridad en el país, que han derivado en 780 agresiones, entre amenazas, secuestros, advirtió el Relator de la Libertad de Expresión de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Vladimir Chorny

Durante el “"Foro: La libertad de expresión y de prensa en México: los mecanismos de defensa de periodistas y las obligaciones del Estado"”, puntualizó que de acuerdo con la organización Artículo 19, del 2000 al 2012 se registraron aproximadamente 780 agresiones contra el derecho a la libertad de expresión.

“"México cerró el año 2012 como uno de los países más violentos en cuanto a asesinatos contra periodistas, sólo por debajo de Siria, Somalia y Paquistán, seguido de cerca por Brasil, registrándose seis en el periodo citado"”, señaló.

Vladimir Chorny informó que en el primer cuatrimestre del presente año, la Relatoría para la Libertad de Expresión de la CDHDF registró 89 agresiones contra este derecho, afectándose a periodistas, medios de comunicación y personas que lo ejercen, cuando en el mismo periodo de 2012 se registraron 38.

Dentro de las 89 agresiones, detalló, 49 fueron contra periodistas; 27 contra medios de comunicación; dos contra personas civiles y una en contra de una organización civil.

Del total de agresiones, agregó, 37 fueron agresiones físico-materiales; 15 amenazas; 10 detenciones arbitrarias; 10 secuestros o privaciones de la libertad; nueve casos de bloqueos informativos; tres de presión o despido injustificado; dos de desaparición; uno de omisión de las autoridades en declaraciones oficiales y un asesinato.

Detalló que los estados en donde se cometieron la mayoría de las agresiones fueron Oaxaca, Coahuila, Tlaxcala, Distrito Federal, Chihuahua y Veracruz.

En su oportunidad, la representante de la organización Periodistas de a Pie, Margarita Torres, aseguró que a nivel mundial la carrera de periodismo es calificada como la peor profesión.

Recordó que de acuerdo con la casa encuestadora Parametría, nueve de cada 10 personas en México consideran que el periodismo es una profesión de alto riesgo.

La también académica de la Universidad Iberoamericana (UIA) recalcó que según el informe “Libertad de Prensa 2012” de la organización Freedom House, el país fue calificado como no libre de agresiones a periodistas.

Torres apuntó que la organización Artículo 19 reportó que en los primeros tres meses del presente año se dieron 50 agresiones, un asesinato, una desaparición, tres ataques a medios de comunicación, tres amenazas y ocho privaciones ilegales de la libertad.“La alarma es que estos números son superiores al primer trimestre del último año de gobierno de Felipe Calderón”, subrayó.

Para el periodista Andrés Solís Álvarez la inacción del Estado ha favorecido a la impunidad y que no se investigue y sancione a quienes agreden a periodistas y a defensoras y defensores de derechos humanos.

Advirtió que esta impunidad ha sido como un permiso generalizado para que cualquier persona se sienta con el derecho de agredir a periodistas.

“"Ya sabemos que el Estado es el que más agrede a los periodistas, pero esa inacción y esa impunidad ahora le da permiso a cualquiera para que agreda a periodistas en el mismo sentido"”, sentenció.

BLANCA VALADEZ