David Monroy 
3 de julio de 2013 / 10:33 p.m.

 

Cuernavaca • Las cinco personas relacionadas con la sustracción de once menores de un presunto la estancia infantil en Cuernavaca, obligados bajo supuestas amenazas del crimen organizado, regresaron a sus domicilios tras realizar su declaración, por lo que ahora toca al Ministerio Público realizar los deslindes correspondientes para confirmar si incurrieron en algún delito.

La directora del centro escolar “La Abejita”, su hija de 14 años de edad y dos operadores del radio taxi Buena Vista, regresaron a sus actividades cotidianas luego de rendir su declaración en calidad de testigos, informó el vocero de la Procuraduría General de Justicia (PGJ), Efraín Vega Giles, quien confirmó que el último de ellos se retiró de la dependencia, pasada las doce de la noche.

De acuerdo con la versión de los propios afectados, el maestro y la menor sacaron de la estancia infantil a los infantes de 3, 4 y hasta ocho años de edad, y los subieron a dos taxis que los esperaban afuera del inmueble, cerca de las once treinta de la mañana.La versión difundida es que vía telefónica estaban bajo amenaza de ser afectados los propios menores por un grupo criminal, que al mismo tiempo les exigió llevarlos a un hotel.

Según la versión del representante de la línea Juan Alfredo Juárez, los operadores los llevaron hasta el pueblo de Ahuatepec –en un inicio habían dicho que habían solicitado se les llevara a Ocotepec. En el lugar los dejaron cerca de las 12.30 de la tarde.

A las 4.30 horas, los menores, el profesor y la adolescente, fueron localizados en un hotel del centro de Cuernavaca, por lo que aún falta por conocer cómo se trasladaron al primer cuadro de Cuernavaca y qué recorrieron hicieron antes de llegar a éste sitio.