11 de mayo de 2013 / 02:05 a.m.

Chilpancingo de los Bravo • El Obispo de la Diócesis Chilpancingo-Chilapa, Alejo Zavala Castro se pronunció en contra del uso de la violencia para dirimir los conflictos sociales o entre particulares.

Zavala Castro sostuvo un encuentro con los medios de comunicación la tarde del viernes 10 de mayo, en la que se abstuvo de emitir comentarios respecto al supuesto financiamiento de la guerrilla hacia el movimiento que impulsa el magisterio disidente.

Sin embargo, dijo que la iglesia si hace un pronunciamiento constante en contra de la violencia, la falta de respeto hacia los demás y todo aquello que no permita la convivencia positiva de la comunidad.

En el contexto de los conflictos que se viven en la entidad, tanto por el movimiento magisterial como por la confrontación de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) con las autoridades estatales y federales, dijo que cabe hacer un llamado a la reconciliación.

“"Nosotros siempre hemos dicho que estamos dispuestos a intervenir para facilitar la reconciliación, lo hacemos de manera recurrente en la Diócesis, porque hacemos de manera constante a pedir porque se resuelva todo lo que tenga que ver con el orden, la disciplina y la vida en comunidad"”, apuntó.

Indicó que la iglesia no comparte las decisiones que se toman desde el poder y que lesionan a las clases más desprotegidas, ya que eso en muchos momentos representa el punto de partida de los movimientos sociales.

Presentarán resultados de estudios practicados a “"hostia milagrosa"”

En la charla con los medios, el obispo dio a conocer que el próximo 25 de mayo, en el auditorio Sentimientos de la Nación se presentarán los resultados de estudios científicos realizados a una hostia encontrada en la ciudad de Tixtla.

Se trata de una hostia que en 2006 apareció con una mancha roja en el centro, la cual a pesar de ser fresca no derramó a las demás piezas.

“"Era al parecer sangre fresca, porque la hostia se sentía húmeda al tacto, lo que llamó la atención de todos los que estábamos presentes"”, indicó el obispo.

Por eso se nombró una comisión de cuatro sacerdotes Diocesanos para entrevistar a gente que estuvo en la misa celebrada en el auditorio municipal de Tixtla.

En 2009, un especialista decidió llevar la pieza a análisis en varios laboratorios del mundo, por lo que sus resultados están listos para presentarse al público.

Se cree que la sangre de la hostia corresponde al tipo encontrado en el manto de Turín, que se dice, cubrió el cuerpo de Jesús después de morir en la cruz.

ROGELIO AGUSTÍN