26 de marzo de 2013 / 12:36 p.m.

Monterrey • Las calles de Monterrey y la zona metropolitana lucieron desoladas durante la madrugada de este martes, a consecuencia del frío, lluvia y viento que se dejaron sentir a partir de la medianoche en plena temporada de primavera.

Desde las 00:30 horas, comenzó una pertinaz llovizna que alejó a los pocos transeúntes y automovilistas de las arterias que ya de por sí, lucen solas por el clima de inseguridad.

Aunque los termómetros marcaron al menos 10 grados centígrados, la sensación térmica era de unos siete a ocho grados.

El pavimento se tornó demasiado resbaladizo debido a la lluvia que se dejó sentir por momentos fuerte que ocasionó algunos encharcamientos que no ocasionaron consecuencias graves.

Lo extraño del caso es que no se llevaron a cabo o no se anunciaron operativos tipo carrusel para proteger a la gente del frío, sobre todo los que pernoctan bajo los puentes a desnivel o afuera de los hospitales.

IRAM OVIEDO