5 de febrero de 2013 / 05:00 p.m.

Profesores de la sección 22, adheridos a la CNTE, exigen a los diputados locales rechazar la reforma educativa y elevar a rengo de ley su plan alternativo para la educación.

 

Oaxaca.- Profesores de la sección 22, adheridos a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), tomaron y bloquearon bancos, tiendas departamentales y plazas comerciales en la Ciudad de Oaxaca para exigir a los diputados locales que eleven a rango de ley su plan alternativo de educación y rechacen la reforma educativa federal.

Los maestros habrían abandonado el pasado jueves el cerco que mantenían en la sede de la Cámara de Diputados local, la cual estuvo tomada durante 17 días, concentrándose en el centro histórico, en donde han instalado un plantón indefinido.

En la movilización solo participan poco más de mil 500 educadores, dos por cada delegación y uno por centro de trabajo.

En tanto, otro contingente partió desde la noche del lunes para acudir este martes a la Ciudad de México, donde se sumará a la movilización que realizará la CNTE ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación para que acepte un recurso de controversia constitucional contra la reforma educativa aprobada por los diputados federales y ratificada por la mayoría de los Congresos Locales.

El líder del gremio, Rubén Núñez Ginés, rechazó que se esté afectando las actividades escolares, una vez que el plantón es rotatorio y solo participa el personal administrativo de cada una de las 8 regiones, no aquellos que se encuentran frente a grupo.

Queremos que los legisladores de Oaxaca además de dar trámite y votar a favor de nuestra propuesta de mejoramiento de la educación se eleva a ley secundaria, queremos que emitan su voto en contra para rechazar en Oaxaca la reforma educativa y hagan valer una recurso de controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación para lograr su derogación”.

Sin embargo, el Presidente de la Junta de Coordinación Política de la Legislatura Local, Alejandro López Jarquín, aclaró que se agotará el trámite legislativo en cuanto al tema de la propuesta local de mejoramiento de la educación presentadas por el magisterio, rechazando la posibilidad de contravenir la constitución rechazando y haciendo valer alguna acción jurídica en contra de la reforma educativa federal.

Por su parte, el diputado priista Francisco García López, lamentó las acciones emprendidas por el magisterio oaxaqueño, los cuales afectan y lesionan la economía estatal.

Dejó en claro que respeta las manifestaciones del magisterio, pero no comparte sus métodos de protestas, los cuales funcionaron hace más de 20 años, pero consideró que ya son inadecuados a los tiempos actuales.

Dijo que en este momento los cierres de comercios y bancos no abonan en nada al desarrollo del estado, pues provocan una incertidumbre en materia de inversión.

En tanto Claudio Ruiz Solana de la Unión de Empresarios de Oaxaca Sindicato Patronal, afirmó que las protestas magisteriales generan, además, las pérdidas económicas graves y una mala imagen de Oaxaca en el exterior.

OSCAR RODRÍGUEZ